Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Abrir sistema de petróleo y energía a empresa privada

Peña Nieto comparó su paquete de reformas energéticas con las del expresidente Lázaro Cárdenas en 1938. foto edh /efe

Peña Nieto comparó su paquete de reformas energéticas con las del expresidente Lázaro Cárdenas en 1938. foto edh /efe

Peña Nieto comparó su paquete de reformas energéticas con las del expresidente Lázaro Cárdenas en 1938. foto edh /efe

México. Para lograr que la empresa privada entre a participar en el sistema de petróleo y energía de México, tal como lo propone el presidente Enrique Peña Nieto, el Gobierno mexicano afirma que el nuevo régimen fiscal al que será sometido Petróleos Mexicanos (Pemex), de ser aprobada la reforma energética, será una "pieza fundamental" para que esa empresa pública pueda ser competitiva, moderna y con capacidad de crecimiento.

En declaraciones a la emisora MVS, el ministro de Hacienda, Luis Videgaray, explicó ayer que el nuevo régimen propuesto tiene que permitir a la compañía recuperar sus costos, pagar una regalía al Gobierno por la explotación del crudo y conservar una parte de la utilidad.

Bajo el actual régimen fiscal, comentó, el monopolio petrolero de México entrega casi el 70 % de sus ingresos a la Secretaría de Hacienda y después ésta le devuelve una parte para su programa de inversiones.

Pemex no participa en la decisión sobre qué hacer con el beneficio, si se reinvierte o se destina a otros fines del Estado mexicano, y ello genera distorsiones que deben corregirse, precisó Videgaray.

"El Estado ve a Pemex con una visión muy de corto plazo, netamente recaudatoria", y dicha estrategia deber ser reemplazada por "una visión de dueño, que piensa en el largo plazo, maximizando el valor patrimonial que tienen las reservas petroleras", acotó.

El ministro explicó que este nuevo régimen, que debe tratar a Pemex "como una empresa, no como subsidiaria del Gobierno", será propuesto dentro de la reforma fiscal que Peña Nieto presentará al Senado a principios de septiembre junto con su paquete económico para 2014.

Desde su creación en 1938, esta empresa se convirtió en la columna vertebral de las finanzas públicas, dado que genera más de la tercera parte de la recaudación fiscal.

Ahora una de las opciones sería abrir la participación del capital privado a través de los contratos de utilidad compartida para desarrollar el sector petrolero "sin endeudarnos", agregó el ministro.

Otros ejes del proyecto

El resto de los ejes son la reestructuración de la empresa, un esquema de transparencia y rendición de cuentas de la compañía en cuestión de contratos y adquisiciones, así como la reglamentación de los proyectos de infraestructura de la petrolera estatal, publica el periódico español El País.

Según las reformas planteadas por Peña Nieto, los mexicanos seguirán siendo los dueños de la renta petrolera y Pemex seguirá siendo una empresa pública tutelada por el Estado (ver recuadros).

Además la reforma contempla la apertura de la industria de la electricidad.

El mandatario mexicano señaló que los cambios en la Constitución permitirán que particulares produzcan energía eléctrica.

Y darán mayor flexibilidad a la Comisión Federal de Electricidad, además de reducir sus costos de operación, para que permitirá que la factura de la luz de los mexicanos sea más barata. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación