Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

DESTACADO

Reguladores de EE.UU. endurecen norma contra operaciones riesgosas de los bancos

La manera en que los reguladores supervisarán las transacciones de los bancos no está clara y los funcionarios han reconocido que el enorme reglamento es un documento complejo.

El ex presidente de la Reserva Federal de EE.UU. Paul Volcker pronuncia un discurso en el Club Económico de Nueva York, el pasado 29 de mayo del presente año.

El ex presidente de la Reserva Federal de EE.UU. Paul Volcker pronuncia un discurso en el Club Económico de Nueva York, el pasado 29 de mayo del presente...

El ex presidente de la Reserva Federal de EE.UU. Paul Volcker pronuncia un discurso en el Club Económico de Nueva York, el pasado 29 de mayo del presente año.

WASHINGTON. Los reguladores estadounidenses finalizaron el martes el trámite de la llamada normativa Volcker que impide a los bancos realizar grandes operaciones de riesgo con recursos propios, un negocio que atrajo enormes rentabilidades para los prestamistas de Wall Street antes de la crisis crediticia.

La normativa -llamada así por el ex presidente de la Reserva Federal Paul Volcker, quien impulsó la reforma- prohíbe en términos generales que los bancos obtengan ganancias a partir de operaciones especulativas.

Luego de más de dos años de negociaciones para redactar la compleja norma, cinco agencias regulatorias estadounidenses firmaron la reforma de casi 900 páginas que incluye estrictas secciones destinadas a especificar las exclusiones para transacciones consideradas legítimas.

Se espera que la regla Volcker recorte los ingresos de grandes bancos de inversión como Goldman Sachs y Morgan Stanley, incluso pese a que muchos han disminuido sus carteras de operaciones en anticipación a la implementación de la normativa.

La introducción de esta reglamentación también podría dar pie a recursos legales.

Los partidarios de la reforma aplaudieron los cambios al indicar que eran más severos que la propuesta original de noviembre del 2011.

APLICACIÓN

Sin embargo, buena parte del impacto de las medidas dependerá de la forma en que los reguladores supervisen a los bancos para asegurarse de que no intenten hacer pasar operaciones especulativas como negocios autorizados.

"En cierto momento tendrá que haber un manual para los examinadores sobre qué buscar (...) cómo aplicar esto. Va a ser un documento realmente importante", dijo Bradleu Sabel, un abogado de Shearman y Sterling en Nueva York.

Better Markets, un grupo de presión crítico de los grandes bancos, reaccionó positivamente al reglamento final, al describirlo como una "gran derrota para Wall Street".

IMPACTO EN WALL STREET

El presidente ejecutivo de Bank of America, Brian Moynihan, dijo el martes en una conferencia que la medida costará al prestamista hasta 500 millones de dólares en ingresos por trimestre cuando se retire de las actividades de negocios prohibidas por la regla Volcker.

No obstante, dijo que el texto final no debería forzar al banco a realizar ajustes significativos.

"No creo que cambie nada de forma dramática", aseveró.

El reglamento Volcker estipula de forma estricta que las excepciones de operaciones se aplicarán en favor de los intereses de clientes o para protegerse ante mercados de riesgo, y obliga a los bancos a demostrar a los reguladores que sus transacciones no son especulativas.

Los reguladores están ansiosos por evitar que se repitan debacles por operaciones riesgosas como las que llevaron a JPMorgan a perder 6,000 millones de dólares en el 2012, en un caso apodado "la ballena de Londres" debido a las enormes posiciones que el banco tomó en los mercados de crédito.

No estaba clara la manera en que los reguladores supervisarán las transacciones de los bancos y funcionarios han reconocido que el enorme reglamento es un documento complejo.

"Muchos de nosotros -y me incluyo- esperábamos un reglamento final que fuera sustancialmente más simple que la propuesta del 2011. Creo que debemos admitir que se ha simplificado sólo de manera modesta", dijo Dan Tarullo, gobernador de la Reserva Federal.

La Fed fue sólo una de las cinco agencias regulatorias a las que se les encomendó la tarea de llegar a un acuerdo sobre una de las partes más polémicas de la ley de reforma Dodd-Frank a Wall Street del 2010, la cual busca impedir que se repitan rescates financiados por los contribuyentes como los de la crisis financiera del 2007 al 2009.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación