Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

OMC apuesta por salvar Ronda de Doha para impulsar economías subdesarrolladas

Los representantes de la OMC abrieron una puerta a la esperanza, coincidiendo en señalar dos puntos en los que podría haber un acuerdo: eliminación de subsidios agrícolas y un paquete de ayuda para los Estados desfavorecidos. 

OMC apuesta por salvar Ronda de Doha para impulsar economías subdesarrolladas

Una mujer trabaja en un campo de cultivo de coliflor en las afueras de Allahabad, India. | Foto por AP/ Rajesh Kumar Singh

Una mujer trabaja en un campo de cultivo de coliflor en las afueras de Allahabad, India.

NAIROBI.La Organización Mundial del Comercio (OMC) apostó este miércoles por llegar a un acuerdo que permita salvar la Ronda de Doha para la liberalización comercial y frenar así el retroceso que están experimentando las economías de los países menos desarrollados. 


Tras una jornada inaugural con declaraciones pesimistas sobre el futuro de la propia institución, los delegados en la reunión de la OMC en Nairobi cambiaron su discurso y abrieron una puerta a la esperanza, coincidiendo en señalar dos puntos en los que podría haber un acuerdo: eliminación de subsidios agrícolas y un paquete de ayuda para los Estados desfavorecidos. 


El primero en alzar la voz al respecto fue el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Mauro Vieira, quien criticó que la Ronda de Doha haya quedado convertida en una mera "lista de promesas no cumplidas". 


Según el representante brasileño, hay una "clara asimetría" en los accesos al mercado para países desarrollados y no desarrollados y también acuerdos regionales a gran escala que "plantean dudas sobre la validez de la OMC como foro de negociación". 


"Deberíamos irnos de aquí con un acuerdo que prohíba los subsidios agrícolas, que son la peor distorsión del comercio, y con un paquete de medidas para ayudar a los países en vías de desarrollo", resumió. 


Los Estados latinoamericanos que intervinieron hoy mostraron una postura bastante unificada: "El libre comercio con una normas claras es una prioridad porque implica crecimiento, empleo y bienestar para el conjunto del sistema", declaró el viceministro de Comercio de Chile, Andrés Rebolledo. 


El titular de Comercio Exterior de Costa Rica, Alexander Mora, fue un paso más allá y señaló que, incluso, habría que hacer una revisión de los países declarados como subdesarrollados y establecer un baremo basado en criterios objetivos de ingreso y permanencia. 
Aunque las posturas parecen alejadas respecto al alcance de los posibles acuerdos, los países avanzados se mostraron dispuestos a buscar un acuerdo favorable para todas las partes.

 
El ministro de Comercio de China, Gao Hucheng, que aprovechó su intervención para apostar por el desarrollo económico como la solución más efectiva contra el terrorismo, defendió la vigencia de la Ronda de Doha y abogó por continuar ahondando en su implementación, a pesar de la lentitud de sus avances. 


También el titular de Economía, Comercio e Industria de Japón, Motoo Hayashi, instó a hacer lo posible para encontrar un punto común en agricultura y desarrollo. 


En opinión de la responsable holandesa de Comercio Exterior, Lilianne Ploumen, "la agricultura es básica en los países menos desarrollados, donde todavía representa un gran porcentaje del empleo y seguridad alimentaria", por lo que acabar con la pobreza en estos Estados pasa por integrarlos en la economía mundial. 


La primera sesión plenaria de la décima conferencia ministerial de la OMC estuvo marcada, además, por la protesta civil en apoyo a las economías desfavorecidas. 


Un grupo de observadores internacionales civiles que participa en la cumbre organizó una pequeña protesta ante el pleno de la OMC para pedir que se respete la agenda de Doha y se de prioridad al desarrollo y los intereses de las naciones más pobres. 
La jornada concluyó con la aceptación de Liberia como miembro número 163 del organismo que rige el comercio mundial. 


El país más castigado por la reciente epidemia de ébola en África oriental ha superado, además de este brote que mató a miles de personas, una guerra civil de catorce años. 


Liberia "tiene la intención de ser miembro activo y utilizar el comercio como una herramienta para reducir la pobreza", aseguró la presidenta de este país y premio Nobel de la Paz, Ellen Johnson Sirleaf. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación