Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Las pensiones fijas quedarán sujetas a que haya dinero en Hacienda

El decreto de reforma presentado por el Gobierno habla de trasladar los ahorros acumulados en las AFP a un fondo común del Estado.

El proyecto de decreto para reformar las pensiones habla de una pensión fija que se definirá en la Asamblea Legislativa como parte del presupuesto general de la nación.

El proyecto de decreto para reformar las pensiones habla de una pensión fija que se definirá en la Asamblea Legislativa como parte del presupuesto general de la nación. | Foto por shutterstock.com

El proyecto de decreto para reformar las pensiones habla de una pensión fija que se definirá en la Asamblea Legislativa como parte del presupuesto general de la nación.

La propuesta gubernamental de convertir  el actual sistema de pensiones por uno de tipo mixto contempla otorgar una pensión fija, cuyo monto será establecido cada año por el Ministerio de Hacienda, según la cantidad de dinero que recolecte y dependiendo de cómo  anden los  índices de precios al consumidor.  Aplica para quienes se jubilen por vejez, así como por invalidez total o parcial, a partir de la vigencia de esta reforma.

En un análisis publicado por Ruth de Solórzano, presidenta ejecutiva de AFP Crecer, destaca que tanto el monto como el pago de dicha pensión fija quedarán sujetos a que “haya recursos” en el Gobierno.

También implica que los futuros jubilados por vejez e invalidez quedarán esperanzados a que cada año los políticos en la Asamblea Legislativa decidan la cantidad que se les pagará mensualmente, ya que ese dinero formará parte del Presupuesto General de la Nación.

 “Entonces, aún no se sabe cuánto le pagarán a cada uno. Esto será establecido en la Asamblea Legislativa, y quedará sujeto a que  haya recursos con qué pagar en el Gobierno”, recalcó Solórzano.

Un modelo cuestionado

Los países que han implementado estos modelos han provocado furiosas protestas departe de los jubilados, debido a que anualmente se hacen ajustes que afectan la pensión que reciben. Tal es el caso en Grecia, como lo ha sido en Argentina, Italia y España, comparó.

En su análisis, Solórzano enfatiza el siguiente comentario: “Hay reclamos en las calles por la falta de pago de los gobiernos, o porque les anuncian que van a reducir lo que le dan a los jubilados, y porque deben cambiar las reglas con las cuales reparten lo poco que hay, porque no alcanza para tanta población en edad de retiro”.

Y sin ir más lejos, agrega, lo mismo ha ocurrido en El Salvador con el ISSS, el INPEP y, en 2015, con el IPSFA. No ha tenido dinero para pagar a los empleados públicos y tampoco a los militares.

Entonces, razonó, si actualmente el Gobierno tiene dificultades para pagarle su pensión a los 100,000 jubilados del ISSS y del INPEP, habrá mayores problemas para pagar la pensión a los 1.8 millones de afiliados que actualmente ahorran en las AFP.

Desaparecen $4,000 millones

Entre ese 1.8 millones de trabajadores se encuentran 778,525 hombres y mujeres en edad de jubilación, según cálculos de FUSADES.   Si la propuesta de sistema mixto llega a aprobarse, los ahorros de estos futuros jubilados y de los actuales cotizantes de las AFP serán trasladados a un fondo común del Estado que servirá para pagar las jubilaciones de los empleados públicos.

Según análisis publicado por FUSADES, se calcula que cerca de $4,000 millones van a desaparecer de las cuentas personales ahorradas por los cotizantes de las AFP y automáticamente pasan al fondo común.

El régimen de reparto o sistema mixto es “obligatorio e irrevocable” para todos los afiliados a las AFP, como para los que adquieran nuevos empleos o se empleen por primera vez, se establece en el artículo 232 F de esa propuesta oficial.

Según esto, explicó la presidenta de AFP Crecer, todos los trabajadores deben trasladar sus ahorros cotizados al Estado.  “Para los que ganan algo más que dos salarios mínimos, les permiten cotizar para una segunda pensión con su cuenta de ahorro en la AFP. Pero si el trabajador gana menos de dos salarios mínimos, estará solo cotizando y mandando lo que ahorró desde 1998 al sistema público”, agregó. 

 María Elena Rivera, de Funda Ungo, explicó que en el régimen de reparto,  la pensión se establece por ley y se paga del fondo común  con las cotizaciones de los trabajadores. En la capitalización individual depende del ahorro que incluye las cotizaciones y la rentabilidad que estas ganen al ser invertidas.

En conclusión, los datos de FUSADES dejan ver que si la reforma se aprueba en los próximos días, no se sabe qué tipo de pensión tendrán  esas  778,525 personas que están en edad de jubilación y tampoco si habrá pensión para el  30% de ciudadanos que serán viejos en el 2050.

En el siguiente video puede escuchar lo que piensan los salvadoreños de la reforma a pensiones:

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación