Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

EE.UU. está dispuesto a ratificar reforma sistema de cuotas del FMI

Esta reforma del FMI, acordada en 2010 con el objetivo de dar más poder en la institución a economías emergentes como China o Brasil, llevaba estancada desde entonces ante el rechazo de los legisladores republicanos a ratificarla. 

EE.UU. está dispuesto a ratificar reforma sistema de cuotas del FMI

En la última cumbre del G20, los gobernantes de los países del BRICS, expresaron su "profunda decepción" por la falta de progresos en la reforma de los organismos financieros internacionales. | Foto por elsalv

EE.UU. está dispuesto a ratificar reforma sistema de cuotas del FMI 

WASHINGTON. El acuerdo alcanzado por el Congreso de EE.UU. para aprobar el presupuesto del año fiscal 2016, que permite evitar el cierre del Gobierno federal, por valor de 1.15 billones de dólares, incluye la ratificación de la reforma del sistema de cuotas en el Fondo Monetario Internacional (FMI). 
Esta reforma del FMI, acordada en 2010 con el objetivo de dar más poder en la institución a economías emergentes como China o Brasil, llevaba estancada desde entonces ante el rechazo de los legisladores republicanos a ratificarla. 
Los legisladores decidieron incluir este elemento, algo totalmente inesperado, en su nueva propuesta de presupuesto federal después de semanas de negociaciones. 
Otros elementos que forman parte del presupuesto son la extensión de exenciones fiscales y el levantamiento a la prohibición de exportaciones de petróleo. 
"Aunque no conseguimos todo lo que queríamos, el presidente subrayó que el acuerdo incluye elementos por los que los republicanos han luchado durante mucho tiempo", dijo AshLee Strong, portavoz del titular de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, en un comunicado. 
Se espera que la propuesta sea votada por la Cámara de Representantes esta semana y por el Senado a comienzos de la próxima. 
El portavoz del FMI, Gerry Rice, indicó en un comunicado que el organismo tomaba nota de la propuesta y aguarda "el resultado del proceso legislativo". 
La Administración del presidente estadounidense, Barack Obama, había insistido en los últimos años en la necesidad de ratificar la reforma de la institución dirigida por Christine Lagarde, pero se había encontrado siempre con el bloqueo de los republicanos. 
Por su parte, el Departamento del Tesoro ha asegurado en reiteradas ocasiones que no sellar esta reforma del sistema de cuotas socavaría el liderazgo de EE.UU. en las instituciones financieras globales. 
En la última cumbre del G20, en noviembre en Turquía, los gobernantes de Brasil, Rusia, China, la India y Sudáfrica, que forman el grupo BRICS, expresaron su "profunda decepción" por la falta de progresos en la reforma de los organismos financieros internacionales, especialmente el FMI. 
Según las reformas propuestas, la cuota de EE.UU. en el FMI seguiría siendo mayoritaria, mantendría su capacidad de veto y solo se vería reducida ligeramente, desde el 17.69 % actual hasta el 17,40 %. 
Japón, el segundo mayor accionista, sufriría una reducción similar, mientras que China, en la actualidad la segunda mayor economía del mundo después de EE.UU., pasaría a convertirse en el tercer mayor accionista y sobrepasaría a diversas naciones europeas. 
Asimismo, la reforma implicaría duplicar los fondos disponibles por parte del FMI para prestar en caso de crisis de sus países miembros. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación