Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

ENTREVISTA

"En Centroamérica se pueden lograr grandes cosas"

El presidente de Incae, Roberto Artavia, evaluó el impacto de la institución en el desarrollo del istmo.La buena posición del instituto en rankings globales demuestra que en la región se puede lograr la excelencia en cualquier tema.

Roberto Artavia es presidente del Consejo Directivo de Incae y presidente de Viva Trust. Foto Expansión/Cortesía de INCAE.

Roberto Artavia es presidente del Consejo Directivo de Incae y presidente de Viva Trust. Foto Expansión/Cortesía de INCAE.

Roberto Artavia es presidente del Consejo Directivo de Incae y presidente de Viva Trust. Foto Expansión/Cortesía de INCAE.

Artavia resume en tres los principales logros del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae) en estos 50 años. Primero, la introducción de un concepto de gerencia moderno que ha venido evolucionando hasta la actualidad.

El Incae comenzó impartiendo una gerencia general orientada a la industrialización por sustitución de importaciones y a la expansión del modelo agroindustrial: café, azúcar, algodón, banano, etc.

Luego, a través del tiempo, la institución introdujo especializaciones como banca y finanzas, gerencia en crisis (en los 80), y más recientemente Responsabilidad Social Empresaria y alianzas público privadas.

El segundo logro que Artavia destaca de Incae es la capacidad de convocar a los principales empresarios de la región "en una base que es neutral desde un punto de vista de nacionalidad, que es neutral desde el punto de vista político y que mantiene su enfoque fundamentalmente sobre el desarrollo".

En tercer lugar, el presidente de Incae resalta "la que yo diría que es nuestra mayor contribución: es haber formado a la fecha de hoy más de 13,000 personas graduadas con títulos del Incae (...) muchos de los cuales ocupan algunas de las posiciones más importantes en los sectores productivos de la región, y con algunas pocas excepciones, que han entrado también en el ámbito de la política, pero de manera muy notable".

El Financial Times ha clasificado a Incae como uno de los mejores programas de MBA del mundo. The Wall Street Journal también lo clasificó como una de las 10 mejores escuelas internacionales de negocios en el mundo. ¿Qué relevancia tiene para el instituto el figurar en estas prestigiosas listas?

Lo más importante para Incae de aparecer en esas listas es mostrarle al mundo que en Centroamérica se pueden lograr grandes cosas. En algún momento, hace unos años yo escribí, cuando Incae salió de primer clasificado en América Latina y de número 10 en el mundo, que habíamos ganado la Copa América, pero no de fútbol, sino de educación gerencial. Y en aquel momento, entre las 35 universidades de América Latina que se consideraron en la clasificación, solo había una centroamericana: el Incae; las demás eran de México, de Chile, de Brasil, Argentina, de Colombia… de naciones mucho más grandes.

El Incae sirve precisamente como un centro de excelencia no solo en lo que hacemos, que es enseñanza gerencial, sino en mostrar que desde esta región y en cualquier tema somos capaces de alcanzar un alto desempeño cuando las cosas se hacen bien, cuando nos enfocamos en la excelencia, cuando nos enfocamos en la ejecución plena de una estrategia.

No tenemos por qué tener ese complejo, llamémoslo, de que aquí todo tiene que ser chiquito y un poquito menos bueno que en otras partes porque somos naciones pobres. Todo lo contrario, tenemos la obligación, quienes tenemos la educación y la capacidad, de ir a ese nivel superior de desempeño.

¿Y cuáles son los principales atributos que han llevado a Incae a cosechar estos resultados?

Hay tres elementos fundamentales: lo primero es una educación completamente centrada en darle al estudiante las habilidades, las destrezas y los valores que necesita para alcanzar excelencia a nivel personal.

Lo segundo que creo que se logra a partir de esto y es fundamental: es crear una facultad, un cuerpo docente único en el mundo, y que opera aquí en Centroamérica. Cuando uno ve los profesores de Incae, la cantidad de títulos de Harvard, de Stanford, de las mejores universidades de Europa también es clarísimo. Ese enfoque, ese énfasis en un capital humano que nos ponga a competir en las grandes ligas de la educación gerencial es fundamental.

El tercer elemento que creo que diferencia a Incae es su enfoque en la región porque, si bien es cierto traemos los mejores conceptos de gerencia del mundo, nuestros profesores se mantienen actualizados y en relaciones con los líderes mundiales en cada campo, nosotros escribimos casos en Centroamérica, estudiamos Centroamérica y conocemos el turismo centroamericano y conocemos la banca centroamericana, y conocemos la manufactura, la industria, los servicios en Centroamérica.

El poder adaptar todo ese conocimiento global a la realidad de la región nos hace un activo único para Centroamérica, porque nos permite tener entonces lo mejor en términos conceptuales, en términos de formación, pero al servicio de una realidad que es muy diferente a la que se viviría en otras partes del mundo.

Si usted escogiera dos o tres casos paradigmáticos que muestren el impacto que Incae ha tenido en la sociedad centroamericana, ¿cuáles mencionaría?

Me voy a concentrar en El Salvador utilizando tres tipos de ejemplos: en primer lugar, la gente que estuvo en las primeras etapas del Incae, cuando más bien formábamos a nivel ejecutivo a los grandes líderes de la región. En los primeros tres programas del Incae participaron precisamente salvadoreños emblemáticos, como son don Francisco de Sola, que se graduó del primer Programa de Alta Gerencia, y don Luis Poma, que se graduó del tercer Programa de Alta Gerencia.

A nivel de nuestras maestrías, en las primeras promociones graduamos, por ejemplo, a don Ricardo Sagrera, de Hilasal, por ejemplo, y esa es una persona que obviamente llevó a la industria textil centroamericana a otro nivel en el mundo.

Más cerca podemos hablar de María Eugenia Brizuela, una persona que a mí me encanta citar por la importancia que ha tenido no solo como política, no solo como líder del movimiento femenino salvadoreño y centroamericano, sino como una persona que francamente ha sido ejemplar en su comportamiento y en su habilidad de compartir y de formar y crear un ambiente para el estímulo y el crecimiento de las mujeres.

¿Qué requisitos debe llenar un profesional para poder dar clases en Incae?

La política de contratación de Incae es: haberse graduado con un doctorado en una de las 10 mejores universidades del mundo en el campo que sea, contabilidad, finanzas, organización, estrategia, o si no, tener una experiencia y una trayectoria demostrada en universidades de prestigio.

Es una facultad con una estructura muy exclusiva y la mantenemos así por la misma política de contratación que usa la Escuela de Negocios de Harvard porque, la excelencia en la enseñanza no se puede comprometer.

¿Y cuánto es el salario de un profesor a tiempo completo que comienza a trabajar para Incae?

Para un muchacho recién graduado del doctorado, posiblemente empieza alrededor de los $7,500 u $8,000 mensuales, y en el caso de algunos profesores que ya tienen historia de 30 a 35 años, perfectamente puede ser del orden de los $15,000 a $20,000 mensuales.

Es una carrera en la que tienen que ganar al mismo nivel de los ejecutivos a los que están enseñando.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación