Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

EMPRESAS

Campestre planea abrir 6 sucursales más

La cadena de restaurantes expandirá su sabor este año, con una inversión cercana a los 2 millones de dólares.

Pollo Campestre

Pollo Campestre se encuentra en un proceso de pleno crecimiento, impulsado por la demanda de los consumidores salvadoreños. | Foto por Cortesía Grupo Campestre

Seis nuevas  sucursales proyecta abrir este año Grupo Campestre en el Gran San Salvador, en la zona paracentral y en el occidente del país, con una inversión cercana a los dos millones de dólares.

Con los nuevos restaurantes, el grupo estaría llegando a un total de 43, en los formatos grande, exprés, y para llevar.  En San Salvador cuenta con 10 sucursales.

En la actualidad, el grupo cuenta con un total de 37 establecimientos, incluyendo los cinco que abrió el año pasado, y la remodelación de la tienda de La Unión. La inversión de 2015 alcanzó los dos millones de dólares.

“Nuestra meta es poner a comer pollo Campestre a Todo El Salvador”, afirmó Raymundo Carranza, gerente de Gestión Humana de Grupo Campestre.
La empresa fue fundada por Mario Romero y Gloria de Romero, quienes abrieron el primer Pollo Campestre en noviembre de 1987 en la avenida Roosevelt, en San Miguel.

“El éxito que tuvo el producto permitió  abrir un restaurante por año, y la empresa  familiar poco a poco fue evolucionando y se transformó en un grupo que ha logrado difersificarse a lo largo de los años”, aseguró Carranza.

Diversificación
Hoy día, Grupo Campestre cuenta con empresas hermanas que son: el centro de producción Sinaí, que se encarga de las preparaciones elaboradas que sirven en restaurantes, como ensaladas y postres; Avícola Campestre, para proveer materia prima a los restaurantes; Agrocampestre, una fábrica de alimentos para animales, que también es proveedora de la empresa; y  Agropecuaria La Laguna, que producen caña de azúcar y lácteos.

La empresa también es dueña de Recursos Humanos Excelentes de El Salvador.  “Es un conjunto de empresas que va haciendo un enlace vertical para proveer una a la otra, hasta llegar a los restaurantes”, explicó Carranza.

El año pasado, la empresa incursionó en el rubro de la hotelería, con el Hotel Mar y Sol, en Playa Las Tunas, La Unión,  en el oriente del país, que comenzó a operar el 1 de enero recién pasado.

Las instalaciones, que ocupan una manzana de terreno, cuentan con 22 habitaciones, 12 búngalos, piscinas (agua dulce y salada), restaurante, y canchas deportivas, entre otros.
La inversión alcanzó 1.3 millones de dólares. Los paquetes de estadía van desde los 70 dólares. En una segunda etapa, la empresa espera duplicar el número de habitaciones.

Otro proyecto que el grupo ejecutó en 2015, para ahorrar en la factura de energía, es la instalación de paneles solares en el área de granja de Avícola Campestre (en los techos de las galeras), con una inversión de 275 mil dólares. La planta fotovoltaica genera 150 kilowatts hora pico.

Para este año, la apuesta de la empresa es ejecutar una segunda fase para duplicar la capacidad instalada y de generación. La inversión será de 275 mil dólares.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación