Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Argentina todavía debe $500 millones para 2015

El gobierno argentino sospecha de "maniobras fraudulentas" por parte de los acreedores para cobrar los seguros por impago. Pedirá a las autoridades estadounidenses investigar el caso.

Argentina todavía debe $500 millones para 2015

Argentina todavía debe $500 millones para 2015

Argentina todavía debe $500 millones para 2015

PARÍS. El Club de París informó ayer lunes que había recibido un primer pago de los atrasos de la deuda de la Argentina según lo prometido en virtud de un acuerdo alcanzado en mayo.

"(El pago) fue recibido en la fecha prevista", dijo a Reuters la Secretaria General del Club de París, Clotilde L'Angevin.

Argentina dijo el 29 de julio que había hecho un primer pago de 642 millones de dólares para liquidar su deuda con el Club de París de 19 países acreedores.

Días más tarde, Argentina cayó en un default por segunda vez en 12 años después de que se desvanecieron las esperanzas de un acuerdo con unos fondos de cobertura que rechazaron una reestructuración de su deuda impaga.

Argentina deberá realizar su próximo pago al Club de París, de 500 millones de dólares, para mayo de 2015.

"Juego a tres bandas"

El jefe de Gabinete del Gobierno argentino, Jorge Capitanich, anunció hoy que pedirán investigar un posible "juego a tres bandas" de los fondos especulativos que obtuvieron un fallo favorable en tribunales estadounidenses a su reclamo para cobrar deuda en mora desde 2001.

En rueda de prensa, Capitanich informó que la Comisión Nacional de Valores (CNV) argentina pedirá al organismo regulador bursátil estadounidense que investigue "maniobras de carácter fraudulento" con los seguros por impago.

Según el jefe de Ministros, Argentina ha observado la existencia de un posible "juego a tres bandas, es decir, tener bonos reestructados, tener Credit Default Swaps (seguros por impago) y también una sentencia de carácter judicial".

"El juez delegó en los fondos buitre la posibilidad de conceder un stay (amparo) y eso implica perspectivas de manipular la cotización de valores y significa tener información privilegiada que promueva la volatilidad de los mercados y generar fabulosos mecanismos de ganancias", detalló Capitanich.

El jefe de Gabinete argentino reiteró que el país suramericano no puede cumplir el fallo del juez Thomas Griesa mientras esté vigente la cláusula Rufo, que permite a los acreedores de deuda reestructurada (92.4 % del total) reclamar si el Gobierno mejora su oferta antes de fin de año.

Además, volvió a exigir el reemplazo del mediador Daniel Pollack ya que, a juicio del Gobierno argentino, es "un vocero (portavoz) de los fondos buitre".

Por orden del juez Griesa, las negociaciones entre el Ejecutivo de Cristina Fernández y los fondos especulativos siguen abiertas, pese a haber vencido el plazo para que el Gobierno argentino cumpliera con sus obligaciones financieras y evitase un cese de pagos parcial.

Mientras, tres millones de alumnos están sin clases por un paro de 48 horas convocado por los sindicatos docentes de la provincia de Buenos Aires, que afecta a 20,200 centros públicos, para denunciar incumplimientos de acuerdos laborales. La huelga tiene una adhesión del 98 por ciento por incumplimiento en salarios. —Reuters/EFE

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación