Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

¿Adiós a la bolsa y al tiquete del supermercado?

Las cadenas mundiales de supermercados implementan medidas que para este 2017 cambiarán los hábitos de los consumidores.

Mercadona

Sala de ventas de Mercadona. | Foto por Foto tomada de mercadona.es

Sala de ventas de Mercadona.

Parece que el 2017 será el año decisivo para algunas cadenas de supermercados europeos y de Latinoamérica, para apuntalar sus ventas electrónicas y cambiar la mentalidad de los consumidores. Los protagonistas más reconocidos de este mercado han venido introduciendo en los últimos años diferentes iniciativas e inversiones en sus sitios web para un día deshacerse  de las bolsas de plástico y de los tiquetes.

El mundo ideal será cuando usted pueda prescindir del viaje al supermercado y de las largas filas para pagar, porque bastará con una aplicación en su móvil para tener en casa los comprados o, si así lo desea, puede visitar la tienda más cercana, donde tendrán por pedido anticipado  su lista de productos y usted llegará por ellos, con su propia bolsa. Y nadie afectará más al medio ambiente porque hasta la factura será enviada a su correo electrónico. ¡Adiós bolsas plásticas y tiquetes incómodos!

Parece que no hace falta mucho tiempo para que esto ocurra y se convierta en una ola mundial en al industria de los supermercados. La semana pasada, la cadena española, Mercadona,  anunció que Juana Roig, heredera de la compañía, se encargará del ambicioso y rentable proyecto “online” de la misma.

Datos de la consultora Kantar Worldpanel citados por La Vanguardia,  la tienda electrónica de esta cadena destaca como la primera opción de los consumidores para realizar la compra en Internet, y es el supermercado en línea líder en España. Nueve de cada 10 hogares realizaron alguna compra en su página web, y  uno de cada 5 que compran regularmente “online”, lo hacen siempre en tienda en línea de Mercadona.

Esta cadena registró ventas por $179 millones en su tienda online,  casi el 1% de la facturación total de las tiendas, que fue de $22,059 millones en 2015, cita La Vanguardia. Su competencia, Carrefour, anunció que eliminará gradualmente la emisión de tiquetes de compra en sus salas de venta. El cliente tendrá la opción de recibirlo en su correo electrónico o en una aplicación especial en su móvil.

En Latinoamérica

En Colombia existe “Mercadoni”, un servicio a domicilio, cuya plataforma electrónica facilita al usuario escoger el supermercado de su elección, escoger los productos que desea y una persona se encargará de ir al súper y luego entregarle las compras en la puerta de su casa, por un costo de casi $5 en adelante.

En Colombia, las ventas en línea ya superan el  1% del PIB, lo cual significa que el comercio toma en serio el Internet como canal de negocios, cita el portal del periódico “dinero.com.”

Hace un año, Walmart Canadá comenzó a vender bolsas reutilizables a $0.36 para eliminar paulatinamente el uso de las  plásticas, las cuales se entregan sólo si el cliente olvida su bolsa personal, pero a cambio de un costo de $0.25 por cada una, según reportes de “nmnoticias.ca.”

En El Salvador, las cadenas de supermercados han comenzado a vender en línea, han creado aplicaciones digitales para hacer las compras y también promueven el uso de bolsas ecológicas para sustituir las de plástico. Los clientes que así lo deseen adquieren su bolsa reutilizable, por un importe mínimo. Por el momento, la mayoría aún opta por la tradicional  bolsa plástica.

Según una publicación de “dinero.com”, las compras en línea, en general, todavía marchan lento en Latinoamérica, donde sólo el 36% de los consumidores acuden a las tiendas virtuales, mientras en  Estados Unidos el  75% ha aprendido a hacerlo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación