Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Viejos de mi... estreno mundial en el Luis Poma

Viejos de mi... es una obra que usa el tango y otros elementos argentinos en una historia universal Hoy estrena el Titiritero de Banfield, Sergio Mercurio, una nueva obra en El Salvador

Sergio Mercurio y Juanito, el personaje principal de la obra Viejos de mi... Foto EDH / Marvin Recinos

Sergio Mercurio y Juanito, el personaje principal de la obra Viejos de mi... Foto EDH / Marvin Recinos

Sergio Mercurio y Juanito, el personaje principal de la obra Viejos de mi... Foto EDH / Marvin Recinos

Un viejo empieza a perder la memoria, mientras trata de recordar su vida junto a un amigo. "Esta obra es, centralmente, sobre la amistad. Ese es el tema. No tiene enseñanza, no pretendo enseñarle nada a nadie", explica Sergio Mercurio, creador de la obra Viejos de Mi... En esta propuesta, Mercurio interpreta a Juárez, mientras Juanito es un títere de proporciones humanas.

Dentro del acto se incluyen técnicas como el dibujo en arena, con la variante que se hace con hierba de mate, y la improvisación. Al inicio de la obra, tres personas de la audiencia serán invitadas a pasar tras bambalinas. Ellas participarán en el desenlace de la obra de manera improvisada. "Yo creo en un teatro que une a la audiencia con la obra", añade el argentino.

La obra que durará 70 minutos en su presentación, le tomó al titiritero 10 años finalizarla. Un año después de empezar a desarrollarla, "me di cuenta que no estaba suficientemente maduro para contar esta historia", admite.

A Sergio lo acompaña el francés Xavier Chataignier, su director técnico, quién también ha traducido varias de sus obras al francés. Ha estado a su lado durante tres giras distintas que se han realizado en las ciudades francesas de Biarritz y Nimes. Xavier explica que el reto más difícil en la producción de la obra fue la creación de la mesa en la que se hacen los dibujos en hierba. Puesto que conseguir que la iluminación de la mesa y la iluminación del dibujo proyectado fueran coincidentes le tomó mucho tiempo.

Banfield vino por primera vez a El Salvador en 2002, y por segunda vez en 2004, como parte del Festival de Creatividad sin Fronteras. Es un año después que Roberto Salomón, director del Teatro Luis Poma, lo contacta para presentarse en diciembre de ese año. "Tener a Sergio aquí," admite Salomón, "es como agua de mayo, pero en noviembre".

En lo que va del año, el Poma ha presentado 18 obras de compañías distintas. Esto incluye 135 presentaciones entre todas, con un total de 28 mil 833 espectadores.

La obra se podrá disfrutar del 27 de noviembre al 1 de diciembre, y del 3 al 8 de diciembre. Todos los días a las 8:00 de la noche, a excepción de los domingos a las 5:00 de la tarde. Entrada, $10.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación