Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Viajar para comprar

[Turismo] Los gustos e intereses de la comunidad turística se han volcado hacia destinos que les permitan realizar buenas compras

Viajar para comprar

Viajar para comprar

Viajar para comprar

El shopping se ha convertido en uno de los factores decisivos a la hora de elegir destino de vacaciones. Por eso, abordar los retos, los casos de éxito y las tendencias de este fenómeno es fundamental para el sector turístico. Con este objetivo, la Organización Mundial del Turismo (OMT) ha presentado su informe sobre turismo de compras.

Durante la presentación del informe, el secretario general de la Organización Mundial del Turismo, Taleb Rifai, resaltó que las compras han pasado de ser una actividad secundaria a un motivo decisivo para elegir un lugar de destino. De la importancia de la colaboración entre entidades públicas y privadas para fomentar el turismo de compras habló, también, Rifai, una línea en la que coincidió el presidente de Miembros afiliados de la OMT, Miguel Mirones.

Los destinos

Según los datos del estudio de Global Blue, incluido en el informe, los diez principales destinos internacionales de compras son: Francia, Estados Unidos, España, Italia, Turquía, Alemania, Reino Unido, Malasia, China y Rusia.

En el ámbito internacional, el informe añade que, en los últimos diez años, ante la llegada de turistas extranjeros se han adoptado medidas y políticas específicas para favorecer esta actividad económica.

Entre los factores determinantes para la experiencia de los turistas se encuentran: cantidad de tiendas y centros comerciales, variedad de marcas nacionales o internacionales, periodos de rebajas, productos genuinos en contraposición a las falsificaciones.

También hay otros elementos propios de la actividad comercial o características generales del destino que se tienen muy en cuenta, como: que en las tiendas se hablen otros idiomas, horarios de las zonas comerciales, posibilidad de negociar los precios, seguridad, casos de éxito y mercados emergentes, atractivos culturales cercanos, variedad de la oferta gastronómica, citas culturales o deportivas, clima.

Sobre el caso concreto de Barcelona, la directora del programa Barcelona Shopping Line, Verónica Rodríguez, explicó que -según los datos estadísticos de los que disponen- el 40 % del dinero que dejan los turistas en la ciudad, se destina a las compras, uno de los factores más valorados por los visitantes, después de la arquitectura, la cultura, las playas o el carácter de los ciudadanos. Franceses, italianos y británicos son los turistas que más gastan en la Ciudad Condal, que cuenta con dos oficinas de devolución del tax free en el centro. La idea es ampliar la shopping line -recorrido de cinco kilómetros por las principales arterias comerciales de la ciudad- al concepto de shopping city.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación