Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El tiempo de cocina es clave en la alimentación sana

Una investigación asegura que comer saludablemente tiene un costo de tiempo que la gente debe reconocer.

Las personas que dedican más tiempo a la cocina tienden a comer más frutas y verduras. Foto EDH/archivo

Las personas que dedican más tiempo a la cocina tienden a comer más frutas y verduras. Foto EDH/archivo

Las personas que dedican más tiempo a la cocina tienden a comer más frutas y verduras. Foto EDH/archivo

Un estudio demuestra que las personas que pasan más tiempo en la cocina tienden a alimentarse más saludablemente, mientras quienes dedican menos tiempo a preparar sus comidas gastan más dinero en comer afuera, en especial en cadenas de comida rápida.

El equipo de Pablo Monsivais, del Centro de Investigación de la Alimentación y la Actividad Física de la Universidad de Cambridge, Reino Unido, utilizó las respuestas de 1.319 participantes de una encuesta realizada en 2008 y en 2009 para el Estudio de Seattle sobre la Obesidad.

"Una pregunta indagaba el tiempo que los participantes dedicaban a preparar los alimentos, incluida la cocción y la limpieza de los ingredientes para hacer una comida", detalló Monsivais.

Los participantes respondieron si dedicaban menos de una hora, una o dos horas o más de dos horas por día.

Quienes más tiempo pasaban en la cocina tendían a ser blancos, más jóvenes, mujeres jóvenes casadas, y a tener familias más grandes y un ingreso familiar más alto, aunque no solían tener empleo, según publica el equipo.

Ese grupo también consumía por lo menos ocho porciones de frutas y 13 porciones de verduras por semana, mientras que los participantes que menos tiempo le dedicaban a la cocina ingerían unas seis porciones de frutas y menos de 11 porciones de verduras por semana.

Los que más tiempo dedicaban a preparar la comida gastaban 7 dólares semanales menos por cada integrante familiar.

Los participantes que pasaban menos de una hora diaria en la cocina eran dos veces más propensos a comer en restaurantes de comida rápida durante la semana que los que más tiempo le dedicaban a la alimentación.

Planificación es clave

Para Monsivais, comer saludablemente tiene un "costo" de tiempo que la gente tiene que reconocer. "Algunas de las personas más creativas (con libros de recetas y programas de cocina) muestran cómo preparar comidas saludables sin perder de vista el costo de los alimentos y el tiempo disponible para cocinar", agregó.

Los autores aclaran que los resultados no prueban que el tiempo dedicado a preparar la comida se traduce en una dieta más saludable. Es posible que a las personas que comen más saludablemente simplemente les guste pasar más tiempo en la cocina.

Lori Rosenthal, dietista del Centro Médico Montefiore de Nueva York, subrayó que el estudio destaca la necesidad de promover la educación nutricional y enseñar cómo cocinar de manera rápida y de costo efectivo.

Aseguró que la planificación es clave para comer saludablemente y ahorrar dinero y tiempo. —REUTERS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación