Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Técnica revoluciona trasplante de corazón

Se trata de un método que permite "resucitar" órganos hasta con 20 minutos sin vida, gracias a una novedosa máquina

En la imagen, el doctor Kumud Dhital explica el procedimiento que ofrece nuevas esperanzas a miles de personas. Foto EDH Hasta hace poco, solo se usaban órganos vivos. Foto EDH

En la imagen, el doctor Kumud Dhital explica el procedimiento que ofrece nuevas esperanzas a miles de personas. Foto EDH Hasta hace poco, solo se usaban órganos vivos....

En la imagen, el doctor Kumud Dhital explica el procedimiento que ofrece nuevas esperanzas a miles de personas. Foto EDH Hasta hace poco, solo se usaban órganos vivos. Foto EDH

El trasplante de corazones que previamente han dejado de latir ahora es posible, gracias a una nueva técnica que podría revolucionar el mundo de la donación de órganos.

Cirujanos del Hospital Saint Vincent's de Sídney informaron que han descubierto una técnica para "resucitar" órganos que llevaban parados hasta 20 minutos.

Los médicos utilizaron una solución especial para preservar los órganos y una consola portátil que permite conectar el corazón a un circuito estéril que mantiene el calor y el latido hasta el trasplante, lo que limita los efectos de una posible disminución del oxígeno o nutrientes al que se expone si se mantiene a este órgano en hielo o en un congelador portátil.

La máquina, desarrollada por equipos australianos, permite un transporte de grandes distancias y de mayor duración. Además, se puede evaluar el estado del corazón hasta último momento.

El director médico de la Unidad de trasplantes de corazón del Saint Vicent's, Peter MacDonald, explicó que "el uso de corazones donados tras la muerte circulatoria del paciente aumentará considerablemente la disponibilidad de estos órganos" para realizar trasplantes.

"Se trata de un gran avance para reducir la escasez de órganos donados", afirmó.

"Sabíamos que durante un cierto tiempo el corazón puede ser reanimado al igual que otros órganos, y ahora hemos sido capaces de reactivarlo con una máquina para después realizar el trasplante", explicó a la agencia AFP el cirujano Kumud Dhital, profesor asociado de la Universidad de New South Wales .

Por el momento, tres personas han recibido este tipo de trasplante, de las cuales dos están recuperándose con normalidad y una tercera continúa en cuidados intensivos.

Michelle Gribilas y Jan Damen, los dos primeros pacientes que se han sometido a la nueva técnica, están satisfechos con el resultado.

"No soy una persona religiosa o espiritual, pero es difícil hacerse a la idea de esto", aseguró Damen.

Dhital se mostró optimista respecto a esta técnica: "Me atrevería a decir que en los próximos cinco años veremos más y más trasplantes que utilicen este nuevo método", afirmó. —Agencias

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación