Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Inventores de lámparas LED ganan el Nobel de Física

Los tres japoneses se llevaron el premio por revolucionar tecnología de la iluminación, mediante la invención del diodo emisor de luz

La Real Academia Sueca de Ciencias dijo que la invención tiene apenas 20 años "pero ya ha contribuido a crear luz blanca de un modo completamente nuevo en beneficio de todos". foto EDH

La Real Academia Sueca de Ciencias dijo que la invención tiene apenas 20 años "pero ya ha contribuido a crear luz blanca de un modo completamente nuevo en...

La Real Academia Sueca de Ciencias dijo que la invención tiene apenas 20 años \"pero ya ha contribuido a crear luz blanca de un modo completamente nuevo en beneficio de todos\". foto EDH

Tres científicos japoneses ganaron ayer el Premio Nobel de Física 2014 por inventar una nueva fuente de luz energéticamente eficiente y amigable con el medio ambiente, que llevó a la creación de las bombillas eléctricas LED actuales.

Los japoneses Isamu Akasaki y Hiroshi Amano y el estadounidense nacido en Japón Shuji Nakamura ganaron el premio por desarrollar el diodo de emisión de luz (LED, por su sigla en inglés) azul, que permite producir lámparas de luz blanca.

La llegada de dichas bombillas está cambiando la forma en que se iluminan los hogares y los lugares de trabajo, pues ofrece una alternativa más eficiente y de mayor duración frente a los focos incandescentes introducidos por los inventores Joseph Swan y Thomas Edison a fines del siglo XIX.

"Los LED rojos y verdes han existido durante mucho tiempo, pero faltaba el azul. Gracias al LED azul ahora podemos tener fuentes de luz blanca que tienen una gran eficiencia energética y una muy larga duración", comentó en una conferencia de prensa el miembro de la Real Academia Sueca de Ciencias Per Delsing.

Se trata de un notable ejemplo de cómo un descubrimiento práctico se lleva el premio, en contraste con el año pasado, cuando el Nobel de Física fue otorgado a científicos que predijeron la existencia del bosón de Higgs, que explica cómo la materia elemental obtuvo la masa para formar estrellas y planetas.

"Las bombillas de luz incandescentes iluminaron el siglo XX; el siglo XXI será iluminado por lámparas LED", comentó la academia en un comunicado.

La presidenta del Instituto de Física de Gran Bretaña, Frances Saunders, destacó que el descubrimiento ofrece el potencial para enormes ahorros de energía.

"Como un 20 por ciento de la electricidad del mundo se usa para iluminación, se ha calculado que el uso óptimo de la iluminación LED podría reducir esto a un 4 por ciento. La investigación de Akasaki, Amano y Nakamura ha hecho posible esto y este premio reconoce esta contribución", afirmó.

Al ser contactado por teléfono durante la noche, Nakamura dijo sobre el premio que "es increíble".

Grandes experimentos

Los laureados –Akasaki y Amano por un lado, Nakamura por otro– construyeron sus propios equipos, aprendieron la tecnología y realizaron miles de experimentos en lo que la academia sueca califica de "arte de laboratorio al más alto nivel".

En 1986 Akasaki y Amano, entonces su alumnos de doctorado en la Universidad de Nagoya (Japón), fueron los primeros en crear cristales de nitruro de galio de gran calidad y luego semiconductores de tipo P, para presentar finalmente en 1992 los primeros ledes que emitían luz azul.

Trabajando de forma separada para una pequeña química japonesa, Nakamura empezó a desarrollar su led azul en 1988, creando dos años después cristales de nitruro de galio de alta calidad, aunque con un método distinto, al igual que hizo luego con los semiconductores.

Ambos grupos de investigadores mejoraron la eficacia de sus ledes azules en los años siguientes, proceso que ha disparado la eficiencia y la duración de las lámparas de luz blanca.

El récord más reciente supera los 300 lumen (flujo luminoso) por vatio frente a los 16 de las bombillas incandescentes y los casi 70 de las lámparas fluorescentes.

La mayor eficiencia energética de estos dispositivos supone una reducción del uso de recursos naturales y su bajo consumo abre la posibilidad a la mejora de las condiciones de vida de las más de 1,500 millones de personas que viven sin luz en el mundo.

Akasaki (Chiran, 1929) se doctoró en la Universidad de Nagoya en 1964 y en la actualidad es catedrático emérito en esta institución, en la que también se formó y ejerce Amano (Hamamatsu, 1960).

Nacido en Ikata en 1954, Nakamura se doctoró en la Universidad de Tokushima y ahora trabaja en la de California (EE. UU.). El de física es el segundo de los premios Nobel concedidos este año. Los galardones por logros en ciencias, literatura y paz se entregaron por primera vez en 1901, en conformidad con el testamento del empresario e inventor de la dinamita Alfred Nobel. La ronda de ganadores de los Nobel continuará hoy con el premio de Química, al que seguirán los días siguientes, por este orden, los de Literatura, de la Paz y de Economía. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación