Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El anastrozol prevendría el cáncer de mama

El inhibidor ayudaría a prevenir este tipo de cáncer en las mujeres posmenopáusicas. El tratamiento diario por vía oral redujo el 53 por ciento el riesgo

El estudio seguirá por lo menos 10 años, para descubrir sí hay un efecto continuo. Foto EDH

El estudio seguirá por lo menos 10 años, para descubrir sí hay un efecto continuo. Foto EDH

El estudio seguirá por lo menos 10 años, para descubrir sí hay un efecto continuo. Foto EDH

El inhibidor de la aromatasa de tercera generación anastrozol previene el cáncer de mama en mujeres posmenopáusicas de alto riesgo, según revelan los resultados de un estudio.

El tratamiento diario con anastrozol por vía oral durante cinco años redujo un 53 por ciento el riesgo de desarrollar la enfermedad, según informaron los autores de la investigación IBIS-II durante el Simposio de Cáncer Mamario en San Antonio, Texas.

"Algunas mujeres utilizan otras dos terapias antihormonales, tamoxifeno y raloxifeno, para prevenir el cáncer de pecho, pero no son tan efectivas y pueden tener efectos adversos, lo que limita su uso", dijo el doctor Jack Cuzick.

"Esperamos que nuestros resultados proporcionen una terapia preventiva alternativa y con pocos efectos secundarios para las mujeres posmenopáusicas con alto riesgo de desarrollar cáncer de pecho", agregó Cuzick, presidente del comité de vigilancia del IBIS-II.

Cuzick dirige el Centro de Prevención del Cáncer de Cancer Research UK y el Instituto Wolfson de Medicina Preventiva de la Queen Mary University, en Londres.

El tratamiento no causó la mayoría de los efectos adversos vasomotores relacionados con los bajos niveles de estrógeno.

"Casi el 50 por ciento del grupo de control tuvo sofocos o sudoración nocturna, comparado con el 57 por ciento de las usuarias de anastrozol. Es una diferencia pequeña, pero real", señaló Cuzick durante una conferencia de prensa.

En esa presentación, el codirector del IBIS-II, doctor John Forbes, de la Universidad de Newcastle, en Nueva Gales del Sur, Australia, dijo que anastrozol es una opción "importante" y "alternativa" para las mujeres de alto riesgo, aunque aún lo ignoran los millones de mujeres que podrían beneficiarse con el fármaco.

Cuzick adelantó que el seguimiento de las participantes del IBIS-II durará por lo menos 10 años. —Reuters

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación