Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Alimentación para acelerar el metabolismo

Los alimentos no tienen propiedades para "quemar grasa", pero sí estimulan el proceso de digestivo

Alimentación para acelerar el metabolismo

Alimentación para acelerar el metabolismo

Alimentación para acelerar el metabolismo

Al hablar sobre dietas para perder peso no falta la recomendación popular de consumir alimentos "quemadores de grasa", sin embargo, expertos en nutrición aseveran que no existe tal cosa.

Por ejemplo, uno de los alimentos más "recomendados para quemar grasa" es la piña. Al respecto, Nubia Guardado, nutricionista y dietista del Centro Cardiometabólico (CCM), asegura que se debe a que la gente confunde las propiedades de esa fruta.

La piña, además de sus vitaminas y minerales, es muy rica en fibra, la cual ayuda a mejorar la digestión porque posee Bromelina, una enzima digestiva. Esta fruta también beneficia la evacuación, apuntó Guardado.

Asimismo, agregó que no se puede pensar que es un quemador de grasa porque al comer piña sin observar la porciones adecuadas (1 taza) y no practicar actividad física, se puede formar más grasa por el depósito de sus calorías.

Una opinión similar tiene respecto a los jugos de fruta. La bondad de estos jugos está en proporcionar vitaminas y minerales al tomarlos frescos, aseveró, pero si es de notar su potencial contenido de fructosa, que es un disacárido y aporta cierta cantidad de calorías, podría traducirse en vez de quemar grasa como probable formador de grasas, si no se realiza una rutina de ejercicios.

Sin embargo, la especialista explicó que aunque los alimentos no tengan esa función en el organismo, sí pueden acelerar el metabolismo.

Entre los alimentos que se debe consumir regularmente para acelerarlo están los pimientos, su alto contenido de capsaicina ayuda a mejorar el consumo o gasto de calorías, reduciendo de manera efectiva la cantidad de grasas, según el sitio web mejorconsalud.com.

Por otra parte, las nueces y los pescados (ricos en ácidos grasos omega-3) ayudan a reducir los niveles de la hormona llamada leptina, y cuando esta hormona baja sus niveles el metabolismo aumenta su velocidad, de la misma manera aumenta la quema de calorías.

Hábitos que ayudan

Para lograr mejores resultados, Guardado recomendó hacer cinco o seis comidas pequeñas al día, consumiendo una cada tres horas, y que incluyan frutas, verduras, carnes bajas en grasas, carbohidratos integrales y semillas sin sal.

El mecanismo sería: desayuno, refrigerio, almuerzo, merienda y cena. "Al hacer esas pequeñas comidas podemos tener la maquina digestiva en acción y eso quema calorías durante el día, además de quemar las calorías del metabolismo basal (calorías que usa el organismo en sus funciones vitales), señaló.

La nutricionista subrayó que los resultados se optimizan con la estrategia de la USDA ( Departamento de Agricultura de los Estados Unidos), que consiste en dividir el plato de comida en cuatro cuadrantes y colocar partes proporcionales de proteínas, cereales, verduras y frutas.

Además se debe adicionar, al menos dos veces por día, un lácteo de bajo contenido de grasa como yogur o leche descremada, semidescremada o deslactosada, según la necesidad de cada persona.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación