Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La ranita hervida y los jabalíes

FMLN: "El Salvador no es Venezuela".

¡Frase engaña-burros!... porque tampoco Cuba era Rusia, o Venezuela era Cuba, o Nicaragua es Bolivia. ¡Ningún país es igual a otro! PERO TODOS ÉSTOS tienen un común denominador: Comunismo-marxista/socialismo-Siglo XXI, la entraña perversa que los hace iguales. Aquí --dijo una marxista-efemelenista--, será llamado "Socialismo guanaco".

Relataré dos parábolas o fábulas como ilustración del supuesto futuro "salvadoreño-socialista-guanaco-Siglo XXI".

Estas estructuras literarias contienen siempre una relación instructiva, donde se emplean personas o animales que "hablan" para relatar realidades, soliendo hacerse crítica de vicios individuales o nacionales.

1)-En una cacerola de agua fría nada feliz una ranita. Se enciende debajo un fuego. Poco a poco el agua se pone tibia y agradable. La ranita sigue nadando muy a gusto. La temperatura va subiendo…, empieza a estar caliente. La ranita ya no goza como antes, el agua caliente la hace sentirse algo cansada, pero no se asusta. La temperatura sigue subiendo… está muy caliente, la ranita siente esto muy desagradable, pero está tan débil que decide seguir aguantando sin hacer nada. La temperatura ha subido tanto que la ranita termina hervida.

Si la rana hubiese caído al agua hirviendo, brincaría enseguida al sentir el peligro, pero si lo hace en agua calentándose lentamente se queda dentro, esto provocará su final.

En esta historieta, su autor Oliver Clerc, pretende transmitir que cuando un cambio se realiza de forma lenta, escapa a la conciencia y la mayoría de las veces no provoca respuesta hasta que… o se reacciona cuando aún se está tiempo, o no tienen remedio las consecuencias.

2)-Para cazar jabalíes deberá buscarse un lugar adecuado en la montaña, debiéndose poner bastante maíz en el suelo. Los jabalíes lo encuentran y empiezan a comer "maíz gratis". Cuando se acostumbran a comerlo se pone una primera reja a un lado. Los jabalíes se alejan, pero al ver que es inofensiva, regresan a comer. Se les coloca la segunda reja y así sucesivamente hasta tener los cuatro lados y una compuerta. Los jabalíes acostumbrados al maíz gratis siguen llegando, entonces se cierra la compuerta. Repentinamente la manada queda aprisionada, los pobrecitos engañados y confiados han perdido su libertad para siempre. Corren y corren alrededor de la jaula pero quedaron atrapados. Se acostumbraron tanto a comer maíz gratis que se olvidaron de buscar su propio forraje.

Estas parábolas indican cómo los poderes fácticos totalitarios van lentamente engañando a los pueblos hasta lograr someterlos.

Chávez, hace 20 años dijo en CNN que él jamás se reelegiría, y mil mentiras más. Si Dios no hubiera optado por transportarlo, para donde sea que lo embaló después de llamar a Jesucristo mentiroso, insultar al Papa Benedicto XVI, al Cardenal venezolano y obispos y sacerdotes llamándolos "trogloditas, cavernícolas, bandidos", por reclamarle el Papa que era "inaceptable la imposición de un Estado socialista inspirado en el comunismo cubano", e igualmente por maldecir a Israel --pueblo escogido por Dios: "El que te maldiga yo lo maldeciré", Gén/12:3--, Chávez allí seguiría. Él engañó a todos con el socialismo-comunista--SigloXXI, calentándoles pacientemente el agua como a la ranita, sometiéndolos lentamente a la más oprobiosa miseria, forma por excelencia para subyugar por hambre. Chávez, mientras, terminó multimillonario.

La juventud venezolana hastiada del yugo, se rebeló. Los asesinos, (Maduros-podridos) les dan cacería matándolos.

¿Será que aquí con las recientes vergonzosas taimadas acciones del TSE-NRPN-Funes-Pignato-Alba contra la población, en el pasado sufragio 2014, empezaron ya a tibiarnos el agua preparándola para las elecciones a diputados y alcaldes 2015?... ¡Ojo!

* Columnista de El Diario de Hoy.