Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

ILC y el desarrollo social

Cualquier país quisiera tener empresas como Industrias La Constancia (ILC). Es importante para El Salvador contar con empresas con este compromiso con la Responsabilidad Social Empresarial (RSE), la sostenibilidad y la competitividad. ILC es responsable del 1% del PIB nacional, 2% de la recaudación fiscal y 2.5% de la población económicamente activa. Adicionalmente tiene impactos multiplicadores impresionantes. Un crecimiento en sus ventas de un millón genera 4.8 en el PIB y un multiplicador de empleos de 18.7 en toda la cadena de valor (para un total de aproximadamente 955 empleos generados).

En estos días ILC es una empresa subsidiaria de SABMiller y es la empresa cervecera de mayor tradición en el país con sus marcas nacionales de reconocimiento internacional como Pílsener. Es un grupo integrado de empresas del negocio de bebidas. Produce y vende además bebidas gaseosas de otras marcas como Coca Cola y Tropical, jugos, isotónicos y agua. Tiene ya tres años de estar presentando informes de sostenibilidad para darle seguimiento a su apuesta por ser la empresa más admirada en el país.

Este año ILC logra 3.96 puntos sobre 5, que equivale al nivel llamado "Desarrollando liderazgo" y muy cerca del nivel 4 que es "Mejor práctica". ILC ratifica su compromiso de promover el desarrollo de El Salvador, especialmente a través de su estrategia de desarrollo sostenible y de la generación de crecimiento económico a lo largo de su cadena de valor. En este sentido da seguimiento a diez prioridades de su estrategia de desarrollo sostenible: desincentivar el consumo irresponsable; reducir la huella de energía y carbón; lograr cero desperdicio; beneficiar a las comunidades que sirven; contribuir a la reducción del VIH/Sida en su esfera de influencia; optimizar el uso de agua; fomentar la reutilización de empaques y reciclaje; promover el desarrollo empresarial en la cadena de valor; practicar y promover el respeto a los derechos humanos, y ser transparentes en el reporte de progreso.

En la presentación de este tercer informe de sostenibilidad, varios especialistas y representantes de instituciones nacionales comentamos sobre su importancia y recomendamos algunas mejoras para enriquecer la gestión empresarial de empresas como ILC. Se les pidió continuar con su ejemplo, pero dedicar más recursos a promover el cambio en las demás empresas. ILC debe asumir el reto de educar a empresas nacionales sobre la importancia de la RSE, la sostenibilidad y la competitividad para generar mayor valor. La experiencia en ILC les ha permitido incluso cosechar reconocimientos como haber sido nombrada por tercer año consecutivo como la mejor planta de producción de cerveza entre las 121 de SABMiller en el mundo. ¡Vaya logro!

Asimismo, se les sugirió además de la cerveza incluir también a las otras bebidas dentro del tema de desincentivar el consumo irresponsable, especialmente las carbonatadas por el alto consumo de azúcar que implican. Ya no sólo el consumo excesivo de bebidas alcohólicas es tema de salud pública. Con los nuevos síndromes, como el metabólico, es crucial promover el sano consumo también de este tipo de bebidas con alto contenido de azúcar.

Además se hizo un llamado a promover una mejor protección de los recursos hídricos del país. No se vale concentrarse exclusivamente en la reducción del desperdicio y en la limpieza de las aguas servidas. Sus principales productos requieren de una gran cantidad de agua por lo que su visión debe incluir el tema a nivel país. La protección y conservación del río Lempa y la promoción de alternativas de recolección de agua lluvia podrían ser nuevos ejes estratégicos a incorporar para enriquecer su estrategia de desarrollo sostenible.

ILC ha sido y continúa siendo un referente nacional desde 1906. Esta empresa salvadoreña, aunque ahora de capital extranjero, nos sigue llenando de orgullo. Es un faro en el horizonte del país que nos ayuda a todos los empresarios a seguir el camino, a encontrar tierra en medio de las turbulentas aguas del comercio nacional e internacional. ¡Gracias ILC! Continúen invirtiendo inteligentemente en el desarrollo social, siendo fieles a su responsabilidad, y cultivarán muchos frutos.

*Columnista de El Diario de Hoy.