Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

No hay peor ciego...

En el ingreso a Petrocaribe se basa la oferta electoral del FMLN, o por lo menos es lo que quedó ante la opinión pública de la convención nacional del pasado fin de semana del partido en el gobierno. Más de lo que por siempre han proclamado, eso me pareció, desperdiciando la oportunidad de haber captado atención ciudadana por la realización de su convención a cinco meses de la elección presidencial. "El precio de Petrocaribe es (entregar) la soberanía del país", dijo la valiente diputada venezolana María Corina Machado, en entrevista con este periódico.

Recordó los suministros de petróleo a la región que bajo el Pacto de San José realizaron Venezuela y México durante los años Ochenta, cuyo objetivo fue apoyar el desarrollo económico de la región, envuelta en confrontaciones bélicas.

Esa ayuda, aseveró, no estuvo atada a cierto tipo de apoyos como votar de determinada forma en la OEA, o a ideologías.

"La situación económica (actual) de Venezuela", precisó, "cada día está más comprometida. Venezuela tiene hoy un problema de liquidez enorme. Y Venezuela se está endeudando a unos niveles astronómicos que no va a poder mantener (sus compromisos)". Se trata de una advertencia a tiempo que nos formula esta tenaz opositora, de visita esta semana acá en El Salvador.

"El momento más oscuro de la noche es justo antes del amanecer", enseña la sabiduría popular. Y por las evidencias que emanan de la nación suramericana, parecería ser ese el momento en que se encuentra el chavismo. Hace unas semanas conversé sobre el "socialismo del Siglo XXI" con un exitoso suramericano, con una mente privilegiada y de gran experiencia. Me impactó un ejemplo que para apoyar su tesis me dio durante la conversación: Mussolini nunca pudo haber durado tanto; pero hasta Hitler pudiera haber durado largo tiempo si no hubiera cometido tantos errores. Correa, piensa él, será el que más tiempo durará aunque por el apoyo de Cuba y el petróleo de Venezuela, el chavismo lleva ya 14 años. Seis meses sin Chávez.

El chavismo, en realidad, no tiene viabilidad. Ha sido una mala versión del "Socialismo Real" del Siglo XX que colapsó --a pesar de los recursos con los que contó--, por su falta de funcionabilidad práctica. Por ello creo que fue una oportunidad perdida la del partido en el gobierno: su convención nacional, el lanzamiento de su programa de gobierno y venir a salir, más de lo mismo, con el ingreso a Petrocaribe. Hasta me recordó cuando hace un mes, en el Foro de Sao Paulo, el candidato presidencial efemelenista se manifestó por "mantener el legado de Chávez" en el Hemisferio, a lo que se suma la preocupación expresada en el documento de dicho Foro, por la Alianza del Pacífico.

Sólo para recordar, la Alianza del Pacífico, acordada entre México, Colombia, Perú y Chile, países prósperos todos y democráticos, totaliza una población de 209 millones de personas. Tienen, en conjunto, un ingreso promedio de 10,000 dólares anuales por persona y el Producto Interno Bruto es de 2,000 millones de dólares, lo cual representa un 35 % de América Latina. Su crecimiento económico ha sido sostenido y, a diferencia de los otros en el Cono Sur, no dependen de los commodities sino de buenas políticas, de las que ejecutan las veinte naciones más prósperas del planeta. Bien dice el dicho popular, "no hay peor ciego que el que no quiere ver".

*Director Editorial

de El Diario de Hoy.