Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Carta al Dr. Norman Quijano

No quiero dejar de usar el privilegio de expresarme por este espacio público y dirigirme al Dr. Norman Quijano.

Me han dicho Dr. Quijano que usted es un hombre que se ha entregado por completo al partido, y que es una persona que ha vivido toda la mística sobre la que se fundó ARENA. ARENA nace de un proceso histórico de renovación de las antiguas fuerzas políticas que dominaban el quehacer nacional antes de la guerra: PCN y el PDC, el PCN evoluciona a lo que es ahora ARENA y el PDC evoluciona o nutre lo que sería el FMLN. Todos los partidos tienen ciclos de renovación o mueren, o ambas, si se toman malas decisiones para renovar.

En una elección de alcaldes y diputados los voceros oficiales del partido y por ende el liderazgo nacional de cada partido recae en los candidatos a alcaldes por la capital del país, en el caso del FMLN será Nayib. Estrategia que aplaudo por puro aprecio al arte de crear estrategias buenas, ya que las buenas estrategias se crean en función de conocer al adversario, pero aún más conocerse a profundidad uno mismo. ARENA ha sido pionera en renovación con sus recientes elecciones internas y hay cartas sumamente renovadoras para diputados y alcaldes, pero parece que la estrategia política y electoral no pudo mezclarse con la renovación para el caso de San Salvador en función de conocer al adversario.

Usted que es un perfecto conocedor de la historia de su partido sabe que el Sr. Roberto D'Aubuisson decidió no correr como presidente, porque recapacitó que para ese momento histórico la persona más capaz en función del adversario era el Sr. Cristiani, y en ese simple acto de estrategia política electoral obtuvieron la victoria.

Doctor, vea sus primeras declaraciones en televisión y analice su lenguaje no verbal que, de acuerdo con especialistas internacionales de psicología social es uno de los factores determinantes para saber si una persona proyecta poder o debilidad y si será capaz de afrontar los retos que asume hacia los demás.

Norman Quijano, con el respeto que se ha ganado de la mayoría de capitalinos por su gestión municipal y con el respecto que se merece por su trayectoria de grandes obras en la capital le digo: recapacite.

Recapacite por amor a El Salvador, usted ya tuvo su oportunidad en la reciente elección presidencial, y en la segunda vuelta electoral miles de salvadoreños que no creían del todo en ARENA y su propuesta, al final se sumaron porque todos queremos vivir en libertad y progreso. Quítese por un segundo la gorra de alcalde y póngase la gorra de su partido y la de salvadoreño, recuerde ese gesto del Sr. D'Aubuisson al cederle la batalla a Cristiani, entienda por un segundo que la estrategia de Nayib en San Salvador es la llave que le permitirá el control político total al FMLN, y esa batalla usted ya la realizó en la presidencial.

Para neutralizar el efecto del candidato del FMLN, se necesita un candidato que cambie el rumbo y fuerza del barco donde viene el socialismo en San Salvador, ese candidato ya nació, tiene nombre y apellido, y es una mujer. Por respeto a los procesos internos de ARENA y a ella misma no mencionaré su nombre, pero usted lo sabe también.

La estrategia política electoral siempre debe primar sobre el interés personal del candidato, asuma el papel esta vez como estratega dentro del partido, pase a la historia como el alcalde que detuvo el acceso al Socialismo del Siglo XXI al ceder su candidatura a la persona más apta para competir, así como una vez lo hizo su mayor Roberto D'Aubuisson.

*Colaborador de El Diario de Hoy.

@marlonmanzano_