Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Al borde del abismo

Soy un profesional apolítico pero con principios cristianos y con un profundo amor a mi Patria El Salvador. Y me siento muy preocupado porque veo amenazada la democracia en mi país. Y el peligro mayor es la escasa cultura de nuestro pueblo, porque si la gente conociera lo que es el comunismo, este sistema de gobierno no tendría ninguna posibilidad.

Cuando estudiaba en la Universidad de Santa Clara, California, una vez le pregunté a un catedrático de mucho prestigio, sobre una cuestión política y él me respondió: "Cuando tengas una duda en política, tienes que remontarte a la historia. Allí encontrarás todas las respuestas". Tenía mucha razón.

Después de la Segunda Guerra Mundial, se acordó entre las potencias ganadoras la división en partes de Alemania para su control, tres de ellas correspondieron a Estados Unidos, Inglaterra y Francia, y una de ellas a la URSS; con posterioridad las tres primeras se unieron en una sola formando la Republica Federal Alemana (RFA) y por el otro lado Rusia formo la Republica Democrática Alemana (RDA). En Alemania Occidental (RFA), la recuperación y el progreso fueron asombrosos y Bonn su capital era un ejemplo de trabajo, superación, alegría y entusiasmo y en cambio Berlín Este, la capital de Alemania Oriental (RDA), se convirtió en una ciudad gris, sin alma, triste, apagada. Los rusos tuvieron que construir una gran muralla con casetas o garitones, con vigilantes armados, que se conoció como el Muro de Berlín, para evitar que alemanes del este se fugaran a Alemania del oeste. Posteriormente este Muro lo conoció la historia como el Muro de la Vergüenza. Murieron miles de alemanes tratando de escaparse hacia la libertad, hacia la democracia. ¿Entonces uno se pregunta por qué? ¿Por qué todo el mundo busca emigrar hacia los Estados Unidos? ¿Por qué nadie habla de irse a Cuba o Venezuela? ¿Por qué Rusia desecho el comunismo? La verdadera razón es, porque el comunismo es un sistema retrógrado, inoperante, fracasado, que esclaviza a su gente y conduce os países al totalitarismo y a la peor miseria. Por eso es importante remontarse a la historia y analizar nuestra situación.

¿Queremos ser libres? Recuerde que en libertad todo es posible. Y todo depende de nuestro esfuerzo. Como dijo el excelso poeta mejicano Amado Nervo: "Porque veo al final de mi rudo camino, que fui yo el arquitecto de mi propio destino. Cuando sembré rosas, coseché siempre rosas…".

Por favor razonen su voto. Es la última oportunidad. No habrá otra. No se dejen engañar por las falsas promesas, no vendan sus conciencias por unas prebendas temporales, no negocien su libertad por unas monedas sucias. Sean patriotas. Presentes por la Patria.

*Ingeniero