Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La vacación de unos es tiempo de trabajo intenso para otros

Cientos de médicos, enfermeras, policías, rescatistas, bomberos, entre otros, dedican la Semana Santa a servir a las personas que descansan en esta época. Para ellos, es una de las temporadas más ajetreadas.

Los profesionales como médicos, enfermeras, socorristas, bomberos y policías sacrifican sus vacaciones para garantizar las de otros. Fotos EDH / Archivo

Los profesionales como médicos, enfermeras, socorristas, bomberos y policías sacrifican sus vacaciones para garantizar las de otros. Fotos EDH / Archivo

Los profesionales como médicos, enfermeras, socorristas, bomberos y policías sacrifican sus vacaciones para garantizar las de otros. Fotos EDH / Archivo

Mientras miles de salvadoreños se van a las playas, montaña, lagos, o participan en las actividades litúrgicas típicas de la Semana Santa , muchos otros se dedican a duplicar esfuerzos para proteger a los primeros.

Ese es el caso de policías, médicos, bomberos, socorristas, enfermeras, por mencionar algunos de los profesionales que laboran mientras el resto de la población descansa.

Hugo Martínez, un joven médico cirujano que labora en el Hospital San Juan de Dios de San Miguel, explicó que para la Semana Santa siempre deben estar pendientes de cada una de las áreas.

"En estas fechas lo que se hace es trabajar por equipos, compuestos por cuatro médicos residentes, atendiendo emergencias y pacientes ingresados, además de un jefe de residentes y un médico de staff; es decir que cada equipo está integrado por cinco doctores", explicó Martínez.

El galeno señaló que el trabajo es pesado y cada turno suele ser de hasta 30 horas continuas para los médicos, por la demanda, tras la atención de emergencias durante la época.

Las emergencias más comunes son los lesionados en accidentes de tránsito, heridos de bala o arma blanca, entre otros.

"El jefe de residentes, aunque no esté de turno, debe atender los casos de emergencia que más difíciles, como casos de traumas, como pacientes baleado o por accidentes. Debe llegar a atenderlos", señaló el galeno.

Explicó que si las emergencias son demasiadas , se llama al resto de médicos que no estén en turnos, para pode atender las emergencias.

Confesó que lo más difícil es superar el cansancio, porque son turnos pesados y extensos los que hacen, y que les generan temor de fallar en alguno de los procedimientos con sus pacientes, a causa de la fatiga.

A pesar de todo ello, el galeno aseguró que el sacrificio es retribuido al ver un paciente recuperado tras el trabajo de los profesionales de la medicina.

"El trabajo es satisfactorio, porque ayudamos a cuidar de la salud y la vida de las personas, eso recompensa el sacrificio que se hace con la familia", recalcó el joven médico.

Otros de los ciudadanos que también sacrifican el tiempo de vacaciones, por proteger a la ciudadanía son los policías, pues incluso desarrollan planes especiales para dar cobertura y seguridad a nivel nacional.

Fernando Repreza, jefe de la delegación de Usulután, con 21 años de carrera policial, aseguró que para esta época tienen sentimientos encontrados, pues por un lado reciben la satisfacción de servir y proteger a la ciudadanía mientras están disfrutando de las vacaciones, pero, por el otro, deben dejar a sus familias solas por servir al resto.

"Desde que entramos a esta profesión sabemos que debemos sacrificar algunos momentos, y las vacaciones son parte de esos momentos de sacrificio bien recompensados con la tranquilidad de la ciudadanía", mencionó el oficial.

Señaló que como corporación, doblan esfuerzos, ya que se encargan de mantener los planes normales de patrullajes, pero además asignan personal a actividades propias de la época; es decir, actividades litúrgicas, en playas, o diferentes turicentros, que son visitados masivamente por la población.

Repreza recordó que una de las cosas que más extraña de la Semana Santa era ir con sus hijos a las procesiones, pues se involucraba de lleno y muchas veces cargaba las imágenes con sus hijos.

"Antes íbamos a las procesiones y junto a mis hijos compartíamos de las actividades católicas, pero ahora todo eso se comparte con la familia policial", indicó Repreza.

Como parte de las cosas que comparten, según el jefe policial, están los típicos alimentos de la época, como las tortas de pescado, además de la miel de mango y jocotes.

Durante este año las autoridades en la delegación usuluteca prepararon algunas actividades litúrgicas dentro de la institución que incluyeron la elaboración de alfombras, eso como parte de las acciones de convivencia dentro del mismo cuerpo de seguridad.

Aseguró que después de 21 años en la labor policial, es una gran satisfacción y hasta se ha acostumbrado a pasar la Semana Santa laborando en pro de la seguridad en el país.

Los bomberos son parte de las instituciones que laboran en la Semana Mayor, aseguran que dedican tiempo a la atención de emergencias que tengan que ver con incendios, o incluso accidentes de tránsito, para ayudar cuando hay personas atrapadas en carros chocados.

Rigoberto Marenco, cabo de la unidad de Bomberos en San Miguel, mencionó que "es común atender incendios, porque la gente sale a acampar y no tienen precaución y luego se producen los incendios, además muchos se accidentan y requieren de nuestra ayuda y siempre estamos prestos para hacerlo".

Después de 15 años laborando para el cuerpo de bomberos, aseguró que está adaptado, así como su familia, pues saben que es una profesión que requiere de su atención en fechas de descanso.

Mencionó que algunas de las emergencias que comúnmente atienden en la época son incendios en maleza, bosques, viviendas, rescates, accidentes de tránsito.

"Se sacrifica la familia, pero la recompensa es que servimos a la sociedad con nuestra labor", señaló el bombero.

Los profesionales que laboran en las vacaciones están conscientes que de ellos depende muchas veces salvar la vida de los ciudadanos que sí tienen la oportunidad de disfrutar de la Semana Santa, y reconocen que ese compromiso lo firmaron al optar por la carrera en la que laboran.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación