Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sindicalistas señalados por lesiones

Hubo una trifulca entre miembros de dos sindicatos en la mañana. En la noche, las acusaciones continuaban. Unos pedían capturas, otros decían "estar secuestrados".

Los miembros de las asociaciones se culpaban entre sí por los inconvenientes que surgieron ayer. Foto EDH / MAURICIO CÁCERES

Los miembros de las asociaciones se culpaban entre sí por los inconvenientes que surgieron ayer. Foto EDH / MAURICIO CÁCERES

Los miembros de las asociaciones se culpaban entre sí por los inconvenientes que surgieron ayer. Foto EDH / MAURICIO CÁCERES

Una trifulca entre miembros de dos sindicatos de la alcaldía capitalina, terminó con varios golpeados y exigencias de que se detuviera a miembros del Sindicato de Empleados y Trabajadores de la alcaldía municipal de San Salvador (Sitramuss). Les acusan de agredir a cinco personas de la Asociación Salvadoreña de Trabajadores Municipales (Astram).

En la mañana de ayer, miembros de los dos sindicatos se enfrentaron por desacuerdos entre ellos.

Uno de los miembros de Astram, Alfredo Cartagena, denunció al FMLN, ya que explicó que "hoy por la mañana (ayer) vinieron 35 matones a querer impedir nuestras labores en el área de desechos sólidos, eso fue como a las 5:30 a.m. y lastimaron a cinco de nuestros trabajadores. Sabemos que venían enviados por el FMLN".

Por su parte el secretario general de Sitramuss, Cándido Martínez, aseguró que se reunieron con "unas 54 personas en el plantel de desechos sólidos para exigir aumento de salario. Luego apareció este grupo de choque del alcalde Norman Quijano y nos agredieron verbalmente y con violencia".

Luego de estos desórdenes, los miembros del Sitramuss se dirigieron al local de la Central de los Trabajadores Democráticos (CTD), situado en 17 Calle Oriente, entre 1° Av. Norte y Av. España.

Integrantes del Astram les siguieron, según Cartagena "para que los matones no se les escaparan mientras interponían una denuncia ante la Fiscalía General de la República (FGR)".

"Aquí afuera los vamos a esperar hasta que salgan", dijo.

La versión de Martínez sobre el hecho, es que fueron "sitiados" en el lugar.

"Estamos secuestrados aquí", repetía.

Prevención

La PNC permaneció en el lugar y el comisionado Mauricio Arriaza Chicas, declaró que "en este momento tenemos un dispositivo preventivo".

Uno de los lesionados que mencionó Cartagena fue Sonia López, quien acudió a la FGR a denunciar a Martínez.

"Él fue el que me golpeó y tengo una lesión en la clavícula, así me dijeron en Medicina Legal. No me voy de aquí porque quiero ver cuando la policía se lo lleve y lo he logrado", detalló López.

Cerca de las 8:00 de la noche, la situación seguía igual. La PNC había tratado de llevar a los sindicalistas resguardados en el local, a una delegación. Pero estos se opusieron "hasta que consultaran con los abogados".

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación