Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Sin problemas retiro de ventas en San Martín

Alcaldía comienza desde hoy a construir galera para reubicar a los informales de Avenida Morazán

Personal municipal desmonta algunos puestos que quedaron pendientes. foto edh / jorge reyes

Personal municipal desmonta algunos puestos que quedaron pendientes. foto edh / jorge reyes

Personal municipal desmonta algunos puestos que quedaron pendientes. foto edh / jorge reyes

SAN MARTÍN. Cuatro cuadras de la céntrica Avenida Morazán ocupada por 115 vendedores informales fueron liberadas el lunes por la noche en San Martín.

Por varios años, los informales usurparon la vía que comunica la carretera Panamericana con el centro del municipio para establecer sus ventas. Para su comodidad, muchos hasta la habían techado con láminas de zinc.

Ante la necesidad del ordenamiento municipal, el alcalde Víctor Rivera se reunió con los vendedores para anunciarles la medida. Conscientes de que no había alternativa, varios de estos se adelantaron al desmontaje de sus puestos.

Fue a las 10:00 de la noche, que personal municipal acompañado por agentes del CAM (100 miembros), policías y soldados, llegó a la zona y se encontraron con la vía despejada.

Solo quedaba realizar tareas de limpieza y remoción de escombros, una labor que desarrollaron 125 municipales.

"Quitamos nuestros puestos porque él (alcalde) ya nos había amenazado con meternos las máquinas y para no perderlo todo decidimos hacerlo nosotras", dijo una vendedora.

Rivera manifestó que por fin se realizaba el ordenamiento que por muchos años los habitantes urgieron. "Una Avenida Morazán despejada y eso es lo que le estamos dejando", reiteró.

Con el avance que propiciaron los informales, a la alcaldía solo le quedó "hacer limpieza para que San Martín aprecie las calles limpias y ordenadas que por muchos años estuvieron en poder de los vendedores informales".

El alcalde agregó que la medida fue acompañada de la oferta de otro lugar para los vendedores en la 6ª Calle Oriente.

La jornada de ordenamiento se desarrolló en plena calma sin altercados de ninguna de las partes. Solo habían detalles como que la cantidad puestos de los informales discrepaba con el de la alcaldía.

El alcalde dijo que la diferencia era porque habían casos en que un solo vendedor tenía hasta siete puestos. Ahora con el reordenamiento solo tendrán un lugar, dijo el edil. Una comisión de reordenamiento vigilará que el plan siga su marcha.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación