Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Siete ciudades y sus tradiciones para conmemorar Semana Santa

Estas son las costumbres religiosas más representativas de las diferentes ciudades de El Salvador durante esta época del año

Cada Lunes Santo en Texistepeque, Santa Ana, chicos y grandes dramatizan la tradicional lucha entre el bien y el mal, es decir el momento en que Jesús se enfrenta a los talcigüines (hombres endemoniados).

Cada Lunes Santo en Texistepeque, Santa Ana, chicos y grandes dramatizan la tradicional lucha entre el bien y el mal, es decir el momento en que Jesús se...

Cada Lunes Santo en Texistepeque, Santa Ana, chicos y grandes dramatizan la tradicional lucha entre el bien y el mal, es decir el momento en que Jesús se enfrenta a los talcigüines (hombres endemoniados).

La feligresía católica de distintos puntos del país marca la agenda cultural y religiosa en este periodo de Semana Santa en el que se recuerda la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo.

A continuación compartimos las costumbres de la feligresía católica en algunas zonas del país.

1. Panchimalco y su Domingo de Ramos

La celebración del Domingo de Ramos es una de las actividades religiosas que se celebran con solemnidad y devoción en este pintoresco municipio.

Cientos de fieles católicos visitan el lugar para participar de la representación en vivo de la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén, fecha en que inicia la Semana Santa.

En este lugar, un burro real carga la imagen de Jesús para recordar el pasadizo bíblico.

2. Texistepeque y sus talcigüines

Cada Lunes Santo en Texistepeque, Santa Ana, chicos y grandes dramatizan la tradicional lucha entre el bien y el mal, es decir el momento en que Jesús se enfrenta a los talcigüines (hombres endemoniados).

Luego de la misa los endemoniados salen a recorrer las principales calles de ese municipio azotando con el látigo a pobladores y turistas. Ninguno de los espectadores se disgusta, pues, según creencia popular cada golpe limpia sus pecados. Al final los talcigüines son vencidos por Jesús.

3. Chalchuapa, donde lavan la ropa de Jesús

Durante la Semana Mayor, el municipio de Chalchuapa, Santa Ana, se identifica por emprender la tradición de lavar la ropa del Señor en el río Trapiche.

La Hermandad de Jesús Nazareno acompañada por fieles católicos salen el Lunes Santo desde la parroquia Santiago Apóstol hasta el afluente.

La costumbre la consideran es una forma de limpiar los pecados.

4. Sensuntepeque y su kilométrica alfombra

Todos los Viernes Santos, los pobladores de Sensuntepeque, en Cabañas, acostumbran a elaborar la alfombra más larga del país sobre la calle por donde pasará el vía crucis.

5. La capital y el tradicional vía crucis por la calle de la Amargura

En el centro de San Salvador, fieles católicos nacionales y extranjeros acompañan el Viernes Santo el tradicional vía crucis que recorre sobre la denomina calle de la Amargura (desde la extinta iglesia San Esteban hasta la iglesia El Calvario).

Durante la procesión penitentes cumplen sus promesas ofrecidas al Todo Poderoso en agradecimiento por milagros que aseguran han recibido.

6. La Procesión en Sonsonate

El vía crucis en Sonsonate es conmemorado con solemnidad por la feligresía. En este lugar la Semana Santa implica entrega, devoción, fervor y sacrificio, tanto de las personas que participan activamente como de los fieles católicos que llegan de diferentes partes a recordar y vivir la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús.

7. En La Unión castigan a Judas, el traidor

En el cantón El Jícaro, en La Unión, todos los Sábados de Gloria, pobladores cuelgan a Judas, el traidor, hacen un muñeco de trapos viejos y lo amarran en un burro que lo arrastra por todo el vecindario. Luego los jóvenes hacen una fogata y lo usan como piñata, antes de elevarlo a la copa de un árbol.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación