Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Relleno de San Miguel, al tope de su capacidad para recibir basura

La comuna ha hecho readecuaciones en el relleno para poder recibir basura por un mes

El relleno sanitario de San Miguel está ubicado en la calle que lleva hacia el municipio de Uluazapa, en el mismo departamento.

El relleno sanitario de San Miguel está ubicado en la calle que lleva hacia el municipio de Uluazapa, en el mismo departamento.

El relleno sanitario de San Miguel está ubicado en la calle que lleva hacia el municipio de Uluazapa, en el mismo departamento.

SAN MIGUEL. El relleno de la cabecera migueleña ha alcanzado el máximo de su capacidad para seguir tratando los desechos, pese a que desde hace un año ya no recibe la basura de los últimos seis municipios a los que brindaba el servicio la alcaldía.

Esta situación llevó a tomar decisiones rápidas al edil, Miguel Pereira, para evitar el riesgo de que la ciudad no tenga cómo deshacerse de sus desechos sólidos.

Pereira sostuvo que han hecho algunas readecuaciones para habilitar un poco más de espacio en el relleno, para que este pueda recibir la basura durante dos meses más.

Ese tiempo esperan que sea el suficiente para comenzar con la construcción de una nueva celda en el relleno, que tendría una vida útil de tres años máximo.

"En dos meses más se resuelve el tema de la construcción de la nueva celda y esos trabajos nos permitirán hacer una obra de mitigación para seguir botando mientras se abre la nueva celda", explicó el alcalde.

La construcción de la celda, dependen de cuándo el Fondo de Inversión Social para el Desarrollo Local (FISDL) haga pública la licitación para la obra, ya que los fondos fueron aprobados a la comuna desde hace algún tiempo.

El monto ha invertir en los trabajos será de 700 mil dólares, 65 mil de ellos los invierte la alcaldía en la elaboración de la carpeta técnica para el proyecto, y otro monto que entregaron en efectivo al FISDL como contra partida para la aprobación del plan.

"El FISDL ya aprobó el financiamiento para la construcción de la nueva celda, pero hacía falta que la comuna diera una contrapartida en dos vías, la carpeta técnica y una transferencia en efectivo para realizar el proyecto cuanto antes", aseguró el funcionario.

San Miguel produce al rededor de 280 toneladas de basura a diario, por lo que es urgente la edificación de la nueva celda y así estar tranquilos por unos años más.

Manlia Romero, directora general de Saneamiento Ambiental del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), explicó que la institución ya otorgó los permisos a la comuna para la construcción de la nueva celda y cuenta con dos hectáreas en las que pueden trabajar para incrementar su capacidad.

"Emitimos un permiso parcial para un grupo de celdas y todavía el relleno tiene aproximadamente dos hectáreas que pueden desarrollar", apuntó Romero.

Agregó que como ministerio buscan trabajar junto a la alcaldía de San Miguel, a través de un programa que manejan para desarrollar las dos hectáreas que poseen.

Romero señaló que la comuna debe apresurar sus procesos de ampliación para poder terminar el año recibiendo basura, de lo contrario, podrían verse en serios problemas.

Pereira indicó que la construcción está en proceso, aunque no detalló los tiempos para iniciar las labores.

Por ahora no tienen previsto ofrecer el servicio de recepción y procesamiento de desechos a otras alcaldías para que la vida útil se extienda por tres años más con la nueva celda.

Otra de las cosas que las autoridades buscan a un mediano plazo y largo es que a través de la basura que genera la ciudad puedan crear un proyecto de energía renovable, aunque se haría en otro lugar y no en el relleno actual.

La alcaldía brindó por mucho tiempo el servicio de recepción y procesamiento de desechos sólidos a varias alcaldías de oriente.

De hecho, en 2011 el servicio lo brindaban a 24 alcaldías de los departamentos de Morazán, La Unión y San Miguel.

Sin embargo, al pasar el tiempo, el servicio fue reducido y hasta el año pasado la alcaldía dejó de dárselos a las últimas seis comunas que aún tenían el beneficio.

Para enfrentar el problema de la disposición final de desechos sólidos, el MARN tiene un proyecto de ampliación de los rellenos sanitarios que se encuentran en el interior de país.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación