Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Proyecto de agua se ha pagado a dos empresas

Alcaldía pagó inicialmente por el proyecto 385 mil dólares a empresa que abandonó trabajos

El cantón Olomega es uno de los cantones más grandes de El Carmen y hasta hoy las familias no cuentan con agua potable. Proyecto prevén entregarlo en febrero.

El cantón Olomega es uno de los cantones más grandes de El Carmen y hasta hoy las familias no cuentan con agua potable. Proyecto prevén entregarlo en febrero.

El cantón Olomega es uno de los cantones más grandes de El Carmen y hasta hoy las familias no cuentan con agua potable. Proyecto prevén entregarlo en febrero.

LA UNIÓN. Los residentes del cantón Olomega, en el municipio de El Carmen, esperaron por 10 años para ver finalizado el proyecto de introducción de agua potable en sus viviendas.

La obra que inició en 2005, fue abandonada por la empresa que lo ejecutaba, eso a pesar de que la comuna administrada por Hebert Flores en ese entonces entregara la totalidad de la inversión a la constructora propiedad del exdiputado Roberto Silva.

De hecho, Flores, quien funge como actual alcalde, fue procesado el año pasado por haber entregado todo el dinero invertido en esa y otra obra que quedaron inconclusas en el municipio, además por adjudicar según la Fiscalía General de la República (FGR), de forma incorrecta, sin seguir los protocolos establecidos en la Ley de Adquisiciones y Contrataciones de la Administración Pública (LACAP), ambas obras.

Por los cargos de peculado, actos arbitrarios y falsedad documental, el alcalde y cuatro de sus exconcejales, fueron absueltos a mediados de octubre de 2014 por el Juzgado de Sentencia de La Unión.

Ahora, el funcionario ejecuta de nueva cuenta el proyecto de agua con una inversión de 500 mil dólares, casi 200 mil dólares más que el monto inicial entregado a la empresa que incumplió en 2005.

Flores justificó el incremento en el costo de la nueva inversión, porque aseguró que el precio de los materiales para ejecutar la obra, con el paso de los años, ha subido.

El alcalde Flores consideró como un error administrativo el haber pagado la totalidad de la obra sin tener las estimaciones del avance del proyecto.

El funcionario dijo que cuando cancelaron el monto de la obra, únicamente había un progreso del 16 al 26 por ciento.

Explicó que "sólo hicieron el pozo, parte del tanque, pusieron alguna tubería de ahí todo quedó abandonado", aseguró.

El costo económico de lo que el edil llama error administrativo fue de 385 mil dólares, dinero que hasta hoy no recuperan y del cual no hay visos para hacerlo, pues a pesar de que la comuna interpuso una demanda en contra de la empresa en un Juzgado de lo Civil en La Unión, por incumplimiento de contrato, y que el Juzgado fallara a favor de la alcaldía, la empresa ya no existe.

Flores aseguró que "condenaron a la empresa a pagar el dinero recibido del monto del proyecto que son 385 mil dólares, más los daños y perjuicios y costas procesales. En su totalidad ellos (la empresa) deberán pagar unos 500 mil dólares", explicó el alcalde.

Indicó que lo único que han hecho después de la resolución del juzgado, es ordenar al área jurídica de la alcaldía el envío de notificaciones a los representantes de la empresa, pero indicaron que no han tenido respuestas.

Ante eso, la comuna solicitará un informe de las cuentas, bienes e inmuebles de la empresa demandada, para pedirle al tribunal que proceda con el embargo a favor de la comuna, pero están claros en que ese es un proceso largo y con el cual no pueden asegurar que recuperarán el dinero entregado, o al menos no de manera inmediata.

El avance

Mientras eso ocurre, el proyecto de agua pretende ser entregado en febrero próximo, eso tras nuevos retrasos de la empresa que hoy trabaja en el proyecto de conexión de agua potable.

Flores dijo que inicialmente el proyecto tenía una duración de seis meses, pero se dieron prórrogas por algunos atrasos que hubo con la compra de algunos materiales.

"Todo está solventado y esperamos que en febrero esté finalizado y entregada la obra", señaló.

El proyecto hoy día, lleva un 65 por ciento de avance y beneficiará a 750 familias de las diferentes comunidades que forman el cantón Olomega.

El proyecto fue retomado en junio del año pasado y está previsto que se finalice en febrero si no ocurren más retrasos.

Según los encargados de los trabajos, son un aproximado de 11 kilómetros de red de tuberías las que pretenden colocar en todo el proyecto.

Cada vivienda tendrá un contador y el proyecto será administrado por la alcaldía que será la que se encargará de distribuir el agua a las comunidades y de cobrarles por el servicio, dependiendo del consumo que hagan en cada vivienda.

Los lugareños dijeron que al fin la obra es una realidad, después de varios años de estar esperando tener agua en sus casas.

Mencionaron que esperan que la alcaldía recupere la inversión que hizo anteriormente y que esos fondos, si son reembolsados, sean usados directamente en otras obras para la misma comunidad, pues aseguran estos requieren mayor inversión.

No ocultaron su emoción al imaginar que dentro de poco no tendrán que sacar más agua de pozos o acarrearla.

Al final, el proyecto de agua potable costará a la comuna y a sus ciudadanos 881 mil dólares en total.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación