Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Nueva protesta por instalación de relleno en Santa Ana

Dos grupos de afectados impidieron el paso de basura al lugar

Residentes en los alrededores del nuevo relleno, volvieron a protestar. Foto EDH / Milton Jaco

Residentes en los alrededores del nuevo relleno, volvieron a protestar. Foto EDH / Milton Jaco

Residentes en los alrededores del nuevo relleno, volvieron a protestar. Foto EDH / Milton Jaco

SANTA ANA. Habitantes de diferentes cantones y comunidades de los municipios de Texistepeque y Santa Ana, protestaron ayer por la mañana en contra del funcionamiento del nuevo relleno sanitario ubicado en el cantón el Zompopo, limítrofe entre ambos municipios.

Este comenzó a funcionar el pasado 3 de enero, lo que generó malestar entre los habitantes de la zona, quienes argumentan ser víctimas de la contaminación ambiental que este proyecto traerá.

Según ellos, el nuevo relleno no es más que otro basurero a cielo abierto, como lo fue en su momento, el recién clausurado botadero del cantón Cutumay Camones.

Por esa razón, ayer, cerca de 50 residentes de los distintos sectores afectados, decidieron restringir el paso de los camiones recolectores de basura en dicho lugar durante el transcurso de la mañana.

"Al menos hoy (ayer) no queremos que vengan a dejar basura aquí. Nosotros vamos a luchar para que este relleno sea clausurado. Si ellos (la alcaldía) quieren, que vayan y lo hagan otro en otro lugar donde no afecten la vida de las personas", dijo uno de los representantes de los afectados, Adonai Mendoza.

Los pobladores que residen cerca del proyecto expresaron que desde su apertura, el mal olor que despiden los desechos se apoderó del lugar.

"Aquí lo que se está haciendo es contaminar el aire, el suelo y hasta el agua. El mal olor que la basura despide ya nos tiene cansados y eso que esto apenas va comenzando", señaló Mendoza.

Además de resentir los problemas ocasionados por la contaminación del medioambiente, los pobladores afectados también manifiestan ser víctimas de severos daños en su salud.

Carolina López, una de las madres de familia que reside en el cantón el Zompopo, expresó que además de atentar contra el medioambiente, el nuevo relleno es un terrible foco de contaminación.

"Infecciones en la piel, enfermedades gastrointestinales y respiratorias son las que están afectando a nuestros hijos y a nosotros mismos. Queremos que cierren el relleno sanitario. Que lo vayan a construir a otro lado", expresó la señora López.

Al grupo de manifestantes que se apoderó de la entrada principal de la calle que conduce hacia el relleno sanitario en el Cantón el Zompopo, se le sumó otro grupo de protestantes, que se ubicó sobre el kilómetro 76 y medio de la carretera que de Santa Ana conduce hacia Metapán.

Aunque ambas protestas se realizaron de manera pacífica, sin afectar la circulación del transporte pesado y vehículos particulares, agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) se hicieron presentes a las dos concentraciones para evitar que se llevaran a cabo otro tipo de medidas.

Los afectados no descartan seguir realizando estas y otro tipo de acciones similares, si la alcaldía no atiende su petición.

Por su parte, el alcalde santaneco, Joaquín Alfredo Peñate, restó importancia a la protesta. "¿Qué están peleando? Nosotros tenemos todos los permisos de Medio Ambiente, tanto para hacer el relleno como para poner la basura en ese lugar", dijo el edil.

Además, aseguró que ya han identificado a cada una de las personas que participan de estas acciones y no residen en la zona y las estaría demandando en los próximos días, por contaminación ambiental.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación