Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Llevan agua a cantones de Apastepeque

El proyecto incluye la instalación de unos 60 km de tubería. La inversión asciende a más de $4 millones   

FISDL

Funcionarios del BID, FISDL, alcaldía y Asamblea colocan el primer ducto. | Foto por Húber Rosales

SAN VICENTE. Un total de mil 380 familias se verán beneficiadas con el proyecto de introducción de agua potable que se desarrolla en los cantones Las Minas, El Guayabo y Cutumayo, del municipio de Apastepeque, en el departamento de San Vicente.

La  obra tendrá un costo mayor a 4 millones de dólares, de los cuales el Fondo de Inversión Social para el Desarrollo Local (FISDL) aportará 3.8 millones, explicó la presidenta de dicha institución, Gladis de Serpas.  

Los recursos para la realización del proyecto, por parte del FISDL, provienen de un crédito otorgado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), por medio del Fondo de Cooperación para el Agua y Saneamiento (FCAS).

La obra incluye la instalación aproximada de 60 kilómetros de tubería PVC, así como de 1,380 acometidas domiciliares, con sus respectivos medidores, la construcción de un tanque de captación con capacidad para almacenar 250 metros cúbicos de líquido, además de la perforación de un pozo y la construcción de la caseta e instalación del equipo de bombeo.

Las personas que habitan en dichas comunidades podrán consumir agua de buena calidad, mejorar la limpieza de sus hogares y la higiene de sus hijos, expresó la presidenta del FISDL, Gladis de Serpas.

Por su parte, el alcalde de Apastepeque, Galileo Hernández, dijo sentirse complacido por el trabajo que se desarrollará en beneficio de la población como parte de su gestión. “Seguiremos ayudando a los cantones del municipio para que tengan un mejor desarrollo”, dijo el edil.

El trabajo de instalación de tubería tendrá una duración de 10 meses, y contará con la participación de las familias beneficiarias, que en contrapartida colocarán parte de la mano de obra, para la realización del proyecto. El 10 por ciento de la mano de obra será aportada por mujeres de cada cantón beneficiado.

De igual forma las familias ya  formaron  la directiva comunal, que estará a cargo del mantenimiento, recolección de cuotas que cada beneficiario deberá cancelar, así como de reparar cualquier daño que se presente, una vez conectada el agua potable.

La colocación simbólica de la primera piedra de la obra se realizó hace pocos días.      

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación