Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Japón aportó para instalar base de PNC comunitaria

Base funciona desde hoy en parque de La Unión

Con el proyecto se busca acercar más la Policía a la comunidad. Foto EDH/ insy mendoza

Con el proyecto se busca acercar más la Policía a la comunidad. Foto EDH/ insy mendoza

Con el proyecto se busca acercar más la Policía a la comunidad. Foto EDH/ insy mendoza

LA UNIÓN. La instalación de cámaras de vídeo vigilancia y la asignación de agentes capacitados para interactuar con los pobladores y comerciantes, así como para atender denuncias, es parte de las acciones que se atenderán en la base de Policía Comunitaria construida al interior del parque central de La Unión.

La base policial comienza a funcionar operativamente desde hoy. Es un proyecto modelo que inicia en la cabecera departamental y es financiado por el gobierno de Japón a través de la Agencia de Cooperación Internacional (Jica).

En este, el Jica ha invertido en los materiales de construcción y las capacitaciones a los agentes, mientras que la alcaldía aportó la mano de obra.

El alcalde unionense, Ezequiel Milla, dijo que la comuna aportó un aproximado de 13 mil dólares.

"Es la inversión que hicimos en la mano de obra, la caseta se construyó en 45 días; es parte del apoyo a la prevención de la delincuencia en el municipio", dijo el edil.

Rangel Batres, jefe de la sub delegación policial 911 de La Unión, detalló que son parte del nuevo modelo de la policía comunitaria.

"Le podemos decir la policía del pueblo, el mismo agente va a interrelacionar con las personas, ya no estamos hablando del policía serio o brusco", aseguró Batres.

Dijo que físicamente la base policial consta de un área de atención al público, sillas de espera, oficina de denuncias, sala de atención y centro de video vigilancias.

Agrega que hay cámaras diseminadas en el sector comercial y bancario.

La idea es que la vídeo vigilancia les sirva para tener un mejor control de la zona comercial y con ello se registre mediante la persuasión, una disminución de los hechos delictivos.

Agregó que son un aproximado de 15 agentes los que están asignados al funcionamiento de dicha base.

Muchos pobladores que acostumbran visitar el parque, así como algunos comerciantes de los alrededores, esperan que con la instalación de las cámaras de vídeo vigilancia se haga efectiva la operatividad de la Policía contra la delincuencia.

Agustín Dinarte, un poblador, dijo que "la población vuelva a tener la confianza en nuestras autoridades policiales será difícil, por muchos hechos y cosas que vemos seguido de algunos agentes policiales, desde el maltrato a los ciudadanos, hasta favorecimiento a los delincuentes, eso nos hace a que no confiemos en ellos".

Otros comerciantes que prefirieron el anonimato indicaron que varios pagan semanalmente y otros de forma mensual las extorsiones y que de eso será difícil librarse.

EDH ha publicado en el presente año varios artículos en los que la población ha expresado su temor por el repunte delincuencial en la cabecera.

Incluso, hay colonias y barrios en los que la ciudadanía asegura que los patrullajes de la Policía son raros, a lo que agregan que pandillas tienen controlados esos sectores.

Entre ellos mencionan colonia La Rubio, barrios Las Flores, por mencionar un par de ellos.

La situación es tal que incluso el temor a ser víctimas de los delincuentes obligó a que la empresa privada que presta servicio de transporte a sus empleados, dispusiera no permitir el ingreso de las unidades a ciertas zonas de la cabecera unionense.

Todos esperan que el plan de Policía Comunitaria no se quede aislado solo en el área del centro, sino que sea llevado a las zonas de riesgo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación