Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Intoxicados en supermercado santaneco

Las causas aún no han sido determinadas por las autoridades, por lo que la investigación continuará abierta.

El Cuerpo de Bomberos acudió al supermercado para averiguar la causa de la emergencia. Foto EDH / Iris Lima

El Cuerpo de Bomberos acudió al supermercado para averiguar la causa de la emergencia. Foto EDH / Iris Lima

El Cuerpo de Bomberos acudió al supermercado para averiguar la causa de la emergencia. Foto EDH / Iris Lima

SANTA ANA. Un total de 22 impulsadores de diferentes marcas que trabajan en un supermercado que funciona en la Ciudad Morena resultaron intoxicados la mañana de ayer y tuvieron que recibir asistencia médica.

El hecho ocurrió, según explicó el gobernador político departamental y también director de Protección Civil, Gilberto Delgado, antes de que abrieran el establecimiento al público.

Al lugar se hicieron presentes los miembros del Cuerpo de Bomberos y de Protección Civil; sin embargo, al final de la inspección no pudieron determinar la causa.

"La investigación continúa, ya se alertaron a las diferentes instituciones, incluso, traeremos a gente de Medio Ambiente y Recursos Naturales, MARN para que dé su aporte porque esto es de cuidado en el sentido de que aquí hay una concentración masiva de personas todos los días", aseguró Delgado.

Asimismo, descartó que se haya tratado de una histeria colectiva, como se rumoró en un principio, ya que de las 22 personas que fueron llevadas al hospital regional del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), 15 de ellas quedaron ingresadas en observación. Aunque ninguna en condición grave.

Los síntomas que presentaron la mayoría fue problemas en las vías respiratorias y vómitos.

Al lugar también llegaron representantes del Ministerio de Trabajo y Previsión Social (Mintrab), del Ministerio de Salud (Minsal) y del Seguro Social, para realizar entrevistas que determinen la causa del problema.

Como medida preventiva, el lugar no fue abierto sino varias horas después, cuando ya los afectados habían sido evacuados y los bomberos finalizaran una inspección.

En esta última solicitaron apagar el sistema de ventilación para ubicar posibles olores o gases. Sin embargo, aseguraron que no habían encontrado nada. "Aquí uno no puede agotar la investigación, así que continuará", dijo el gobernador de Santa Ana.

Agregó que ya solicitó a la gerencia del supermercado el listado de las personas afectadas, tanto de las que fueron ingresadas como la de los que recibieron el alta. La idea, dijo, es poder realizarles una entrevista que lleve a indagar qué ocurrió en el lugar.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación