Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Insalubridad en mercado por la falta de agua

La comuna suspendió el subsidio del servicio de agua en todos los mercados desde hace más de un mes

Los comerciantes que venden comida en el mercado de frutas aseguran que el nuevo cobro por el servicio de agua es una nueva tasa que no pagarán. Foto EDH / Lucinda Quintanilla

Los comerciantes que venden comida en el mercado de frutas aseguran que el nuevo cobro por el servicio de agua es una nueva tasa que no pagarán. Foto...

Los comerciantes que venden comida en el mercado de frutas aseguran que el nuevo cobro por el servicio de agua es una nueva tasa que no pagarán. Foto EDH / Lucinda Quintanilla

USULUTÁN. Los problemas de insalubridad que podrían generarse en el mercado de frutas de la cabecera, por no contar con el servicio de agua potable desde hace más de un mes, son múltiples, según el director del Sistema Básico de Salud Integral (Sibasi), José Romagoza.

El mercado se quedó sin el servicio luego de que la comuna anunció que no subsidiará más el pago de agua.

Para poder contar con el servicio, la comuna ha dispuesto que cada arrendatario pague $7 al mes, una obligación que se niegan a hacer los comerciantes.

Sobre los problemas de salud, el médico explicó que "los mercados no pueden estar sin agua potable por varias razones: una de ellas es que el agua es vital tanto para los comerciantes como para los compradores".

Romagoza aseguró que es inadmisible que un mercado no cuente con agua porque la salud de los que trabajan en la central de abasto y de los que llegan a comprar, se pone en riesgo.

Al no tener agua no pueden limpiar sus puestos, lavar las frutas y las verduras que venden, o los alimentos que ahí cocinan.

A eso se suma que la proliferación de moscas será mayor y, por ende, el riesgo de problemas gastrointestinales será elevado.

Romagoza agregó que "al no tener accesible el agua se pueden producir enfermedades infectocontagiosas, sobretodo diarreas, intoxicaciones alimentarias y venta de alimentos contaminados, ente otras".

El director del Sibasi mencionó que es responsabilidad de la comuna de Usulután abastecer de agua a los vendedores para evitar que se genere contaminación o epidemias por la falta de higiene en el lugar, porque son ellos los administradores de las centrales de abasto.

Otro punto importante es que ante la falta de agua, los que ahí trabajan reducen su consumo, lo que afecta directamente en los riñones, expresó el galeno.

Los más de 90 comerciantes que trabajan en el referido mercado conocen lo elemental que es el agua en una central de abastos, por lo que aseguraron que es urgente que la comuna conecte el servicio.

Dinora Rodríguez, comerciante de verdura y frutas, dijo: "Es injusto, tenemos más de un mes de estar sin agua porque la alcaldía cerró el chorro y ahora quieren que paguemos 7.50 de dólar al mes, un impuesto más".

Ella y el resto de comerciantes están molestos porque la administración no les consultó la decisión de cortarles el servicio, y ahora quieren imponerles un pago con el que no están de acuerdo.

"No todos los puestos son iguales, los que son grandes y consumen agua está bien; pero uno que el agua la ocupa poco, no es justo que nos quieran cobrar tanto", dijo.

Carmen Paredes, una comerciante de comida, se quejó porque "desde que nos quitaron el agua me toca pagar para que me (la) traigan, y la verdad que aquí no se vende tanto como para pagar lo que la alcaldía quiere".

Los comerciantes indicaron que están dispuestos a pagar $2.50 al mes, pero no más de $7 dólares que la comuna pretende.

Fredy Centeno tiene una tortillería en el mercado de frutas y aseguró que desde que suspendieron el servicio ha invertido casi dos dólares diarios para contar con agua para trabajar.

"No nos dijeron (nada), cuando menos esperábamos nos cerraron el chorro e indicaron que si queríamos el agua debíamos pagar 7.50 de dólar, y eso es demasiado", dijo el vendedor.

Centeno indicó que estaría dispuesto a pagar esa cantidad si el ponen el grifo en el puesto, ya que el agua es vital para su negocio.

Sin embargo, la mayoría de los comerciantes aseguró que no está dispuesta a ceder ante la propuesta de la comuna de cobrarles $7.50.

Los afectados explicaron que sus negocios no les dan para cancelar lo que ellos llaman una tasa más, por lo que responsabilizan a la administración de cualquier problema de salud que pueda generarse en la central de abastos por la falta de agua potable. Insisten en que no pagarán la cuota.

Las razones

La comuna usuluteca tiene sus propias razones para haber cortado el servicio de agua potable, no solo en el mercado de frutas de Usulután, si no en los otros tres mercados de la cabecera.

Aducen el alto costo en la factura de agua que deben de pagar mensualmente.

Por el momento, solo el mercado de frutas está sin el servicio porque en los otros mercados los vendedores accedieron al pago.

El edil de la localidad, Francisco Meardi, dijo que desde finales del año pasado comenzaron a pagar el servicio de agua potable en todos los inmuebles de la municipalidad.

Fue ahí cuando notaron que la mayor carga financiera salía del pago en la factura de agua proveniente de los mercados.

"Iniciamos racionando el servicio de agua en los mercados, es decir que después de las 6:00 o 7:00 de la noche ya no había paso de agua en los mercados porque los chorros pasan abiertos día y noche, y el gasto era exagerado", explicó el alcalde.

Por tal razón actualizaron una ordenanza que regula el consumo de agua potable en los mercados, y que indica que los comerciantes deben pagar $7.50 para poder contar con el servicio en sus puestos.

Las autoridades dijeron que aunque los comerciantes paguen la cantidad estipulada, no alcanza para pagar la factura del consumo de agua en los mercados, por lo que siguen subsidiando una parte.

"Cuando comenzamos a racionar el agua en los mercados logramos bajar a $4 mil dólares la factura por el consumo de agua, pero aún es alta", dijo Mario Brahm, síndico de la municipalidad.

El funcionario confirmó que en el resto de mercados hay agua.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación