Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Indigentes obstruyen paso de los conductores para exigir dinero

Los sujetos cierran el paso de los vehículos a la fuerza para dar vía y así exigir dinero a los conductores

Los automovilistas se ven obligados a dar dinero por un servicio no pedido.
Los automovilistas se ven obligados a dar dinero por un servicio no pedido.

A eso de las 2 de la tarde de un sábado Krishna R. conducía su vehículo acompañada de un amigo tras salir de hacer compras de un supermercado en el bulevar Tutunichapa, entre la 33 Avenida Norte y 25 Avenida Norte, en San Salvador.

Al tratar de salir del supermercado, la joven se topó con un intenso tráfico.

Dos jóvenes con apariencia de indigentes se pararon frente a los vehículos que circulaban por el referido bulevar obligando a los conductores a detenerse intempestivamente.

De inmediato le indicaron a la joven que pasara con su auto. Cuando logró meterse a la fila de vehículos en el Bulevar Tutunichapa, uno de los jóvenes indigentes le golpeó el vidrio de la ventana del conductor y le gritó que le diera dinero.
La joven le dijo que en ese momento no portaba monedas y que no le daría dinero.

El indigente enardecido le gritó que le había dado paso de su vehículo y que tenía que darle dinero. Al seguir la negativa, el indigente siguió golpeando el automotor, a lo que el amigo de la conductora hizo el ademán que se bajaría del vehículo para enfrentar a los dos indigentes y esto logró hacer que ambos salieran huyendo de la zona.

Esta escena la han tenido que soportar miles de conductores que son interceptados por un grupo de indigentes en la misma zona en que Krishna sufrió el incidente.

Este grupo de personas aprovechan las horas de más tráfico en el sector para apostarse en ambos sectores para “dar vía” y pedir dinero.

Usualmente, buseros y microbuseros toman un atajo (véase infografía) para acortar distancia y en su afán de reincorporarse al Bulevar Tutunichapa aprovechan que los indigentes le bloquean el paso a los demás conductores para pasar.

Estos les lanzan monedas a los indigentes, no así loconductores particulares. Los conductores se quejan que en la zona no hay presencia de agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) ni del Cuerpo de Agentes Metropolitanos (CAM).

En las contravenciones relativas a la tranquilidad ciudadana, de la Ordenanza para la Convivencia Ciudadana de la Alcaldía de San Salvador se imponen multas en los casos en que se exige dinero por servicios no pedidos.

El artículo 48 indica: Exigencia de retribución económica por servicios no solicitados. Exigir retribución económica por la prestación de un servicio no solicitado como limpieza de parabrisas o cuido de vehículos estacionados en la vía pública o cobro del espacio público.  

grega el artículo 49.- Obstaculización de retornos y calles no principales. Obstaculizar o invadir retornos de calles no principales, pasajes en residenciales, urbanizaciones, colonias u otras formas urbanas.  Se debe acatar las disposiciones que comprenden la prohibición de obstaculizar por cualquier forma o medio, las zonas de tránsito peatonal, tales como aceras, pasarelas, parques, de tránsito vehicular, calles, retornos, pasajes, paradas o terminales de buses y otras determinadas en las leyes, reglamentos y ordenanzas municipales”.

Se intentó obtener una posición a la alcaldía de San Salvador y del CAM, pero no hubo respuesta.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación