Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Impulsan programa de reforestación

Los participantes fueron los guías turísticos infantiles recién juramentados en la comunidad.

Los arbolitos fueron plantados a orillas de la calle, cerca del centro escolar Gilberto Cárcamo. foto edh / iris lima

Los arbolitos fueron plantados a orillas de la calle, cerca del centro escolar Gilberto Cárcamo. foto edh / iris lima

Los arbolitos fueron plantados a orillas de la calle, cerca del centro escolar Gilberto Cárcamo. foto edh / iris lima

AHUACHAPÁN. Los 45 estudiantes que recientemente fueron juramentados como guías turísticos infantiles del Club de Amiguitos de Don Jocote Barón Rojo, en San Lorenzo, realizaron su primera actividad, dentro del plan de desarrollo turístico que impulsa la unidad de turismo de la alcaldía de la localidad, con el apoyo del Ministerio de Turismo (Mitur).

Esta consistió en la siembra de 25 árboles en la orilla de la calle que conduce a la colonia Reparto Nuevo San Lorenzo, cerca del centro escolar Gilberto Augusto Cárcamo, que es donde ellos cursan entre primero y noveno grado.

La campaña de arborización fue denominada como "Mi árbol y yo", explicó la encargada de la unidad de turismo de la alcaldía, Brenda Orellana.

"La idea es que los niños aprendan a cuidar y amar nuestro medio ambiente y la naturaleza; y así tener a futuro un municipio mejor", aseguró Orellana.

La campaña fue apoyada por la alcaldía municipal, a través de la unidad ambiental y la unidad de turismo. También se sumó Protección Civil y la Policía Nacional Civil.

Aunque en total fueron más de 300 árboles los que donó la Unidad Ecológica Salvadoreña (UNES), el resto de árboles fue entregado a las familias de todo el municipio en la primera feria de seguridad alimentaria.

Esto fue en el marco de la celebración del Día internacional de la mujer rural, celebrado el pasado 24 de octubre.

Vecinos de la zona expresaron su complacencia por la campaña y confían en que quienes los siembran también contribuyan a su cuidado especialmente durante la estación seca.

Esto, debido a que al sembrarlos al finalizar las lluvias, los ejemplares necesitarán humedad suficiente para no morir y lograr el desarrollo esperado.

"Es una buena acción que ojalá todos imitemos. Hace falta sembrar muchos árboles", dijo un vecino.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación