Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Imparable contaminación en río de San Antonio del Monte

Solucionar el problema requiere una millonaria inversión

Descontaminar el río es una tarea titánica que, mientras no se disponga de los fondos, seguirá siendo imposible hacerlo. Foto EDH / Cristian Díaz

Descontaminar el río es una tarea titánica que, mientras no se disponga de los fondos, seguirá siendo imposible hacerlo. Foto EDH / Cristian Díaz

Descontaminar el río es una tarea titánica que, mientras no se disponga de los fondos, seguirá siendo imposible hacerlo. Foto EDH / Cristian Díaz

SONSONATE. La alcaldía de San Antonio del Monte, en Sonsonate, no cuenta con los $10 millones que requiere para descontaminar el río Los Milagros, que está siendo afectado por las aguas negras que son lanzadas por unas 1,000 viviendas de la zona urbana del municipio.

Los fondos son para construir una planta de tratamiento; pero la comuna no ha logrado obtener ayuda, pese a que en marzo de 2013 inició una serie de reuniones y gestiones con empresas y entidades gubernamentales.

En ese año requerían $8 millones para ejecutar la obra; sin embargo, de acuerdo con estudios que realizaron posterior a esa fecha, la inversión ascendió otros dos millones, explicó el jefe de la unidad de medio ambiente de la comuna, Orlando Mendoza.

Reconoció que sin ayuda no pueden ejecutar este proyecto, ya que la municipalidad recibe cada año $132 mil en concepto de tasas e impuestos.

Mientras que del Fondo para el Desarrollo Económico Social (Fodes) recibe en el mismo periodo $1,389,523, de acuerdo a datos del Instituto Salvadoreño de Desarrollo Municipal (Isdem).

Estos sirven para subsidiar la recolección, traslado y tratamiento de desechos sólidos y alumbrado público, ya que la población no va al día con los pagos.

Mendoza no precisó la longitud total del afluente; aunque agregó que nace en Nahuizalco, atraviesa San Antonio del Monte y desemboca en el río Sensunapán, en Sonsonate, que también está contaminado por aguas negras.

En San Antonio del Monte hay un tramo de un kilómetros donde se vierten las aguas servidas. El mismo está entre la residencial San Antonio y colonia Los Ángeles, donde existen unos seis puntos donde sale el agua que contamina el afluente.

Este lleva el nombre de Los Milagros porque, precisamente, se le atribuyen propiedades curativas cuando las personas se bañan.

Hay turistas que no conocen de la problemática, por lo que hacen uso del río; y hay lugareños, principalmente niños, que también se bañan.

Mientras que otras personas llegan a extraer peces que son usados como carnadas en lagos ubicados en el occidente del país, según contaron los mismos pobladores.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación