Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Hurtan boyas en carretera hacia Ahuachapán

Estaban ubicadas frente al hospital nacional de Chalchuapa para evitar accidentes en la zona

Los residentes creen que los motoristas son los culpables del hurto. Foto EDH / Mauricio Guevara

Los residentes creen que los motoristas son los culpables del hurto. Foto EDH / Mauricio Guevara

Los residentes creen que los motoristas son los culpables del hurto. Foto EDH / Mauricio Guevara

SANTA ANA. Hace aproximadamente un año, frente al hospital nacional de Chalchuapa, se colocaron cerca de 48 boyas (estructuras metálicas) con las cuales se formaron cuatro líneas para reducir la velocidad en la carretera que de Santa Ana conduce hacia Ahuachapán, y viceversa.

Sin embargo, desde hace un par de meses, muchas de estas ya fueron hurtadas.

El jefe regional del Viceministerio de Transporte (VMT), Gilberto Delgado, explicó que no tienen mayores detalles del hurto de las estructuras.

Pero aseguró que existe una investigación al respecto, aunque hasta el momento esta no ha tenido mayores resultados.

"No hemos podido obtener ninguna información, tampoco contamos con denuncias formales de la población", dijo Delgado.

Para los usuarios del nosocomio, la importancia de la presencia de estos reductores de velocidad es grande.

"Esta calle es bien transitada y los carros no respetan a los adultos mayores, hay gente que hasta con muletas pasa. Si estuvieran esos reductores completos sería menos el peligro", manifestó el chalchuapaneco Marvin Ríos.

Los afectados consideran que estas boyas deben ser sustituidas por túmulos de cemento. "Yo pienso que es mejor porque no se pueden robar, tendrían que destruirlos para poder pasar", dice Clara Sánchez.

Sobre dicha posibilidad, el jefe regional del VMT consideró que es una posibilidad que tendría que valorarse.

"Para eso habría que hacer un estudio técnico, recuerde que es una vía principal. Pero tal vez por ser un hospital podría hacerse", dijo.

Por el momento no se tienen preparada una acción para contrarrestar que continúe el hurto de las boyas.

Algunos vendedores ambulantes aseguraron que muchos automovilistas y motoristas del transporte colectivo se quejaron de la colocación de las boyas cuando fueron implementadas, por considerar que la estructura de metal dañaría los vehículos.

Por ello, no descartan que los mismo conductores los hayan retirado para liberar el paso por la zona.

"Lo más lógico es que los mismos motoristas los hayan quitado para poder pasar sin problema y sin dañar los automotores", expresó Carolina Barrera, chalchuapaneca que vive cerca de la zona.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación