Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

FMLN blindó cargos de confianza en alcaldía Santa Ana

El nuevo gobierno estudia el acuerdo que se emitió

Edil no puede disponer de gerencias porque los encargados entraron a Ley de la Carrera Administrativa. Foto edh / Iris Lima

Edil no puede disponer de gerencias porque los encargados entraron a Ley de la Carrera Administrativa. Foto edh / Iris Lima

Edil no puede disponer de gerencias porque los encargados entraron a Ley de la Carrera Administrativa. Foto edh / Iris Lima

SANTA ANA. A seis días de haber asumido su rol como nuevo alcalde de Santa Ana, Mario Moreira aún no ha podido acceder a algunas oficinas debido a que las personas que fueron contratadas durante el gobierno municipal del FMLN se niegan a entregar su cargo, pese a que se trata de puestos de confianza.

De acuerdo con Moreira, el antiguo concejo que presidió el exedil Alfredo Peñate habría emitido un acuerdo municipal para "blindar" a estas personas.

"Desconocemos con qué motivaciones lo hicieron", dijo. Es por ello que se encuentran estudiando la legalidad de dicho acuerdo.

Es así que de los 40 puestos de confianza, aproximadamente, que hay en la comuna santaneca, el nuevo gobierno municipal sólo ha logrado tomar posesión en 12 de ellos.

Estos son las gerencias general, financiera y tributaria; la secretaría municipal, el auditor interno, el tesorero municipal, las gerencias de mantenimiento, la legal, de medio ambiente, de servicios municipales, la de desarrollo social, la jefatura de la Unidad de Adquisiciones y Contrataciones (UACI) y la dirección del Cuerpo de Agentes Municipales (CAM).

En el resto de jefaturas aún está a la espera de que la situación se defina y espera poder solventar ese problema en la próxima reunión de concejo que se llevará a cabo el jueves 14 de mayo.

Moreira aseguró que en algunas jefaturas han encontrado a gente muy colaboradora, pero también hay personal que se niega a ayudar. "En la segunda sesión de concejo hicimos un llamado de que por favor sabemos que, como concejo, somos la máxima autoridad; pero que en la parte administrativa por favor que ellos respeten esa potestad que, como alcalde, tengo", dijo el jefe edilicio.

Asimismo, explicó que han comenzado a recibir denuncias de empleados de la municipalidad por maltratos por parte de algunos concejales del FMLN.

Incluso, existe un caso en el que buscaban bajar de categoría a uno de los empleados sin razón aparente, lo cual contrasta con lo que estipula el artículo 40 de la Ley de la Carrera Administrativa.

"Los funcionarios y empleados de carrera pueden ser trasladados dentro del mismo municipio o entidad municipal, de una plaza a otra, de forma provisional o definitiva, siempre que dicho traslado no signifique rebaja de categoría o nivel y no implique disminución de condiciones de trabajo, de salario o de cualquier otro derecho".

La contraparte

El regido del FMLN, Joel Vásquez, coincidió con Moreira en que el tema de las jefaturas aún no se ha discutido en el concejo pleno, por lo que esperan ponerse de acuerdo en la próxima sesión.

Asimismo, negó que estas se encuentren "blindadas".

"Lo que ha sucedido es que ahora existe (una) normativa laboral que es la Ley de la Carrera Administrativa Municipal, que otorga derechos a que los empleados municipales puedan hacer carrera dentro de la institución... Además, el criterio de confianza no debe ser otorgada al nuevo gobernante, sino de confianza al nuevo concejo municipal que está compuesto por 12 concejales propietarios y 4 concejales suplentes; además del alcalde y el síndico", manifestó Vásquez, negando las denuncias hechas por algunos empleados.

Al cuestionársele el hecho de que cuando el FMLN asumió el poder en 2009, bajo el mandato del fallecido Francisco Polanco, ellos sustituyeron a las jefaturas que habían estado bajo la administración del exedil Orlando Mena Delgado, Vásquez dijo que para entonces no existía la Ley de la Carrera Administrativa.

"Sin embargo, cada empleado pudo haber seguido el procedimiento ante los tribunales y esta municipalidad hubiera tenido que acatar las decisiones de los procedimientos legales correspondientes", explicó Vásquez.

No obstante, dicha ley existe desde 2006, mediante Decreto Legislativo No. 1039 de fecha 26 de mayo de 2006 y publicada en el Diario Oficial No. 103, Tomo No. 371, de fecha 6 de junio de 2006, obligando a las municipalidades su aplicación a partir de enero de 2007.

Más anomalías

Moreira también denunció que el lunes 4 de mayo, que llegó al despacho municipal, no encontró nada más que muebles, no había ningún tipo de papelería, agua, computadoras o equipo básico para trabajar, y todo había sido enviado al archivo.

Lo más preocupante, dijo, es que cuando revisaron los números de series de los aparatos, no coinciden con los que aparecen en el inventario.

Agregó que han solicitado a la Policía Nacional Civil (PNC) la asignación de dos peritos para hacerles experticias a los vehículos de la municipalidad para evitar problemas futuros.

"No sabemos cómo es que uno (de los carros) está desarmado por ahí, como que le faltan piezas", mencionó.

Respecto al presupuesto con el que recibe la comuna, informó que aún no sabe de cuánto es, "porque hay algunas partes que todavía no se han terminado de definir. Aunque tengo entendido que anda por una cantidad no muy considerable, pero sí para poder arrancar".

Moreira pidió a los santanecos paciencia para que comiencen a ver cambios en la ciudad, ya que lo primero que tiene que hacer es "ordenar la casa".

Para ello, tiene que realizar una evaluación de las funciones de los empleados de todas las dependencias municipales y determinar las acciones a realizar. Agregó que uno de los temas que más le preocupa es la sobrecarga que existe en la planilla municipal.

"Aunque la situación no es tan fácil, ya que hemos encontrado algunas dificultades, creo que son superables", indicó el edil santaneco en tono de confianza.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación