Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Empresa privada dona fondos para reparar techo de escuela

La contribución permitirá mejorar las condiciones del centro

De izquierda a derecha: María Martínez, docente; Tomás Alvarado, representante de Marinsa; Francisco Hernández, estudiante; Karla Lara, alumna; Salvador Morales, director de la escuela y Gabriel Alvarado, también de Marinsa.

De izquierda a derecha: María Martínez, docente; Tomás Alvarado, representante de Marinsa; Francisco Hernández, estudiante; Karla Lara, alumna; Salvador Morales, director de la escuela y Gabriel Alvarado, también...

De izquierda a derecha: María Martínez, docente; Tomás Alvarado, representante de Marinsa; Francisco Hernández, estudiante; Karla Lara, alumna; Salvador Morales, director de la escuela y Gabriel Alvarado, también de Marinsa.

Ayer, el centro escolar Florinda B. González, de la urbanización Villas de Montecarmelo, en el cantón Primavera de Santa Ana, recibió un certificado para iniciar las obras de reparación del techo.

La ayuda de 8 mil dólares fue entregada por los representantes de la empresa Marinsa, Tomás y Gabriel Alvarado.

Hace tres semanas, El Diario de Hoy publicó un reportaje en el que se dieron a conocer las condiciones en que reciben clases los estudiantes de esta institución.

Maestros, alumnos y padres de familia agradecieron la contribución de Marinsa, ya que por más de 10 años la comunidad educativa del centro educativo sufrió las inclemencias del invierno.

"Estamos felices por esta ayuda y con la mano de obra de los padres de familia tendremos techo nuevo en los próximos días", dijo Salvador Morales, director y exalumno de este centro escolar.

Son 22 salones de clases los que serán techados, quedando pendiente la construcción de muros de contención, muros perimetrales, pavimentación de la zona de parvularia, que esperan solucionar con el apoyo de la empresa privada y el Ministerio de Educación.

Óscar Flores, en representación de los padres de familia, calificó este donativo como una bendición para la comunidad. "Tengo tres niños en la escuela y ahora ya no tendrán que estar sacando agua ( de las aulas) para recibir las clases ni enfermarse", señaló.

La empresa Marinsa desarrolla programa de responsabilidad social que ejecuta desde hace ocho años.

El programa está enfocado en las áreas de educación y la alimentación, específicamente, refrigerios para los niveles de parvularia.

Para don Tomás Alvarado y la junta directiva de Marinsa, la educación es una prioridad en el país y son muchas las escuelas las que necesitan del apoyo de la empresa privada.

Actualmente proporcionan refrigerio a niños de la Isla Madresal, en el departamento de Usulután y a otros en el cantón Los Lagartos, municipio de Caluco, en Sonsonate.

También otorgan becas a estudiantes de escasos recursos económicos en diferentes localidades del país.

"Marinsa considera que es nuestro el deber ayudar a los más necesitados y al enterarnos de las limitantes de la escuela Florida B. González, no dudamos en solidarizarnos con ellos", precisó don Tomás Alvarado.

Marinsa es una empresa con una trayectoria de 43 años que brinda diferentes insumos necesarios para el desarrollo de las actividades en el sector pesquero.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación