Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Edifican casas y muros para prevenir tragedias

b Entidades esperan tener listas las viviendas antes del próximo inviernob Las familias beneficiadas con las viviendas tienen ingresos de 100 dólares mensuales, lo que es insuficiente para comprar una casa digna, dijeron

En la comunidad Bendición de Dios serán 74 personas las beneficiadas con la mejora de una ruta de evacuación. foto edhEn la comunidad Luces del Río se construyen 110 metros lineales en camino de evacuación. En ese lugar serán beneficiadas 45 personas

En la comunidad Bendición de Dios serán 74 personas las beneficiadas con la mejora de una ruta de evacuación. foto edhEn la comunidad Luces del Río se construyen...

En la comunidad Bendición de Dios serán 74 personas las beneficiadas con la mejora de una ruta de evacuación. foto edhEn la comunidad Luces del Río se construyen 110 metros lineales en camino de evacuación. En ese lugar serán beneficiadas 45 personas. foto edh

SONSONATE. La vida de cuarenta familias de escasos recursos económicos y que residen en zonas de riesgo por encontrarse a la orillas de ríos, cambiará significativamente porque tendrán casas nuevas.

Mientras que la situación de peligro para otras 933 personas de seis comunidades disminuirá debido a que también se construyen obras que reducirán el riesgo que atraviesan los beneficiados, principalmente durante la época de invierno.

Ambos proyectos son impulsados por la ONG África 70 y la alcaldía, que trabajan en conjunto en 16 de las 52 comunidades que están catalogadas como marginales y de alto riesgo en la cabecera departamental.

La coordinadora del proyecto por parte de la ONG, Ilaria Picilli, explicó que los beneficiados con las casas fueron seleccionados a través de un proceso que duró cerca de un año. El principal motivo para su selección fue porque viven en las zonas de más alto riesgo de las comunidades.

Estas son atravesadas por los ríos Julupe, Ceniza y Sensunapán, lo que generan deslizamientos e inundaciones.

Veintitrés de las casas estarán en la comunidad Espíritu Santo; mientras que el resto (17) serán construidas en la zona conocida como Carmen Oriente.

En el primer sitio ya comenzaron los trabajos de terracería del terreno, que en ambos casos, fueron donados por la municipalidad.

Las obras comenzaron a principio de diciembre y se espera que estén finalizadas en seis meses; antes que entre el próximo invierno.

Picilli explicó que entre la alcaldía y la organización aportarán $190 mil para la construcción de las viviendas. A eso se suma el valor de los terrenos.

Aunque las familias no darán ningún aporte económico, sí aportarán la mano de obra no calificada.

Las casas serán de madera y repelladas con cemento, entre otros acabados. Además, contarán con los servicios básicos, como agua negras y potable, energía eléctrica y servicios sanitarios.

Algunas de las familias beneficiadas no cuentan con dichos recursos en sus casas, que en la actualidad son de lámina.

Carolina Alvarado, de la comunidad La Vega, reside a la orilla del río Sunsunapán. Junto a su familia, compuesta por diez miembros, recibirá una vivienda digna, lo que les permitirá no tener miedo ante un posible deslizamiento.

"No tenemos los recursos económicos por eso se hace muy difícil adquirir una casa", analizó la señora.

Otro de los beneficiados, Wenceslao Álvarez, de la comunidad El Paraíso, expresó que cuando llueve demasiado, el río Sunsunapán crece, lo que genera inundaciones.

Más obras

Picilli explicó que en las dieciséis comunidades donde tienen presencia viven 520 familias.

Por ello, es que también están realizando muros de protección, entre otras obras, para garantizar que las personas no corran peligro en los futuros inviernos.

En las comunidades Luces del Río, Bosques del Río, Peña Alta, Julupe, El Palmar y Bendición de Dios, invertirán $47,352 para la construcción de las obras.

Estos trabajos comenzaron hace dos meses y finalizarán en enero.

Picilli explicó que las obras fueron elegidas por las mismas comunidades.

Donde no se están haciendo trabajos es porque resulta más factible reubicar a las personas que construir una obra.

El alcalde, Roberto Aquino, explicó que este proyecto resultó luego de una visita que realizó a Italia, donde conoció a las máximas autoridades de África 70.

El edil agregó que los beneficiados con las viviendas no podrán venderlas, solamente traspasarlas a sus familiares en primer grado de consanguinidad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación