Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Descansan en cripta de Catedral los restos de Monseñor Urioste

Falleció la madrugada del viernes en un hospital capitalino

Sepultan en cripta de Catedral Metropolitana los restos de Monseñor Urioste

Luego de ser velado en la Parroquia del Cristo Redentor, los restos de Monseñor Ricardo Urioste, quien falleció en la madrugada del pasado viernes, fueron sepultados en la...

Luego de ser velado en la Parroquia del Cristo Redentor, los restos de Monseñor Ricardo Urioste, quien falleció en la madrugada del pasado viernes, fueron trasladados ayer a Catedral de San Salvador. En el templo se ofreció una misa de cuerpo presente y posteriormente fue sepultado en la cripta del templo.

Decenas de fieles, desde primeras horas de la tarde, esperaban la oportunidad para despedir  a uno de los más queridos religiosos de la iglesia católica salvadoreña.

En la misa, dirigida por Monseñor Gregorio Rosa Chávez, participaron además el Nuncio Apostólico en El Salvador, Monseñor León Kalenga,  el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas , así como miembros de la Conferencia Episcopal de El Salvador.

LEA ADEMÁS: Mons. Ricardo Urioste dedicó su vida a la fe y el servicio

Rosa Chávez, destacó la labor espiritual que desarrolló Urioste, además de algunas de sus principales virtudes, entre las que destacó su humildad, entrega a Dios y vocación de servicio. 

“Fue un colaborador indispensable para los pastores con quienes trabajó, nos deja una gran herencia que debemos conservar y acrecentar”, destacó el religioso. 

Los feligreses, se mostraron tristes por la partida física de Urioste, “El dirigió la Parroquia del Cristo Redentor durante muchos años y siempre fue un excelente guía espiritual, esperamos reencontrarnos con él en el cielo”, dijo una fiel que asistió a la misa.

Desde el pasado 30 de diciembre, la salud de Monseñor Ricardo Urioste de 90 años, se complicó por un golpe que recibió al caerse en su casa. 

El impacto provocó un coágulo, por lo que el religioso fue trasladado al Hospital General del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), donde falleció el pasado viernes 15 de enero.

Debido a su avanzada edad su cuadro clínico se complicara, sumado otros padecimientos como la diabetes y problemas renales que padecía.
Su muerte ha sido muy sentido entre los miembros de la iglesia, feligreses, amigos y funcionarios de gobierno.

Trayectoria 
Monseñor Urioste se desempeñó como vicario general de San Salvador, cuando era arzobispo el beato Óscar Arnulfo Romero.

También será recordado por ser uno de los precursores de la Fundación Monseñor Romero y uno de los impulsores del proceso de canonización del ahora beato.El religioso nació el 18 de septiembre de 1925 en San Salvador y es el menor de tres hijos.

Fue ordenado sacerdote el 18 de julio de 1948 a los 22 años, aunque para ello debió solicitar una dispensa, ya que la Iglesia ordena a los curas hasta los 24 años.

En 1952 fungió como vicecanciller de la Curia Arzobispal; de 1957 a 1978 párroco de la iglesia San Francisco; entre 1959 y 1970 asesor del Movimiento Familiar Cristiano, de la capital, en 1972 fue secretario de la Comisión Pastoral Arquidiocesana de San Salvador; en 1973 fue director de la Revista Búsqueda y de 1977 a 1995 Vicario General de la Arquidiócesis de San Salvador.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación