Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Dañan nichos de tres siglos de antigüedad en San Miguel

Alcaldía decidió abrir nichos aéreos que ya estaban dañados. Algunos datan desde finales de los 1700

En las lápidas destruidas por la municipalidad estaban grabados apellidos de familias que aún hoy son muy influyentes en la vida económica del país. fotos edh / francisco torres

En las lápidas destruidas por la municipalidad estaban grabados apellidos de familias que aún hoy son muy influyentes en la vida económica del país. fotos edh / francisco...

En las lápidas destruidas por la municipalidad estaban grabados apellidos de familias que aún hoy son muy influyentes en la vida económica del país. fotos edh / francisco torres

SAN MIGUEL. La municipalidad empezó a abrir decenas de nichos aéreos, que datan de finales del siglo 17, los más antiguos, bajo el argumento de que algunos comenzaban a abrirse por el deterioro y que con la acción tratan de evitar hechos vandálicos.

Mauricio Chávez, gerente del Cementerio General de San Miguel, dijo que trataban de evitar hechos como los registrados hace algunos años, cuando desconocidos ingresaron al osario común y tras hurtar algunas piezas, lo incendiaron.

El problema es que los nichos que dañó la administración del camposanto eran testimonio de la historia migueleña, porque en muchas de sus lápidas se describían hechos concretos, como la amargura que causó entre la clase alta de la ciudad una epidemia de cólera, en 1870, que mató a numerosos niños y adolescentes de la ciudad.

Las lápidas también atestiguaban el paso por esas tierras de personas provenientes de distintas partes del mundo, por la variedad de apellidos que registraban, determinó hace años el historiador Sarbelio Campos, ya fallecido.

Pero, a pesar de la importancia histórica del ala sur de nichos aéreos, Chávez asegura que ellos decidieron retirar las lápidas --casi todas de mármol-- y admite que "la mayoría se quebraron cuando las retiraron".

Señala que las piezas quebradas están bajo el resguardo de la administración del cementerio. También afirma que muy pocas piezas quedaron en buen estado, "porque el mármol es tan antiguo que a penas tocarlo se desprende".

¿Sin protección?

El Diario de Hoy consultó si la Secretaría de Cultura de la Presidencia (Secultura) ha emitido algún tipo de protección para estos nichos o para sus lápidas, talladas en mármol por artistas locales, durante los últimos tres siglos, pero al cierre de esta nota no respondieron.

Chávez dice que él procedió a la apertura de estos nichos debido a que desconoce si hay alguna protección.

De lo que sí está seguro es de que en los 15 años que tiene en la administración del camposanto, nunca ha visto a empleados de esa dependencia estatal levantando inventarios o haciendo inspecciones en la zona.

"Ellos deberían de cuidarlos, porque por ser antiguos a ellos les conviene hacerse cargo de eso", señaló el empleado de la municipalidad.

El daño ocasionado por los empleados de la alcaldía comenzó la semana pasada y esa acción ha causado la sospecha, en muchos migueleños, de que la alcaldía tiene planeado eliminar esas tumbas antiguas.

David Rosales, un migueleño, presume que la idea que tienen en la administración del cementerio, es abrir los nichos para estos terminen de deteriorarse, para después justificar su demolición.

La sospecha de muchos es que la comuna quiere eliminar esos nichos antiguos, para crear nuevos espacios verticales, a fin de ampliar la vida útil del camposanto.

En eso coinciden dos personas que trabajan limpiando tumbas y que no son empleados de la municipalidad, sino que son contratadas directamente por los propietarios de los nichos.

"Yo he oído que van a botar todo esto y que después van a construir nichos; aquí uno se oye de todo, pero a nadie le conviene hablar porque nos quitan el permiso para entrar a trabajar", dijo una de las féminas abordadas, bajo la promesa del anonimato.

Otra detalla que "hasta ya anduvieron midiendo, pero dijeron que no los demolerán en estos días, sino que esperarán un año o dos", sostuvo otra mujer.

Cree eso porque en los últimos cinco años la municipalidad ha maniobrado para crear más espacios en el camposanto, en el que, de no ser por las constantes exhumaciones de nichos morosos, habría agotado su capacidad a inicios del siglo pasado.

No obstante, el gerente del cementerio negó que la municipalidad tenga planeado demoler estos nichos, para construir espacios que puedan ser utilizados para nuevos entierros.

"Es un espacio muy grande, porque es una L, pero no se ha pensado en demolerlo", aclaró Chávez.

El empleado de la municipalidad señaló que para construir nuevos nichos aéreos en la zona tendrían que contar antes con los permisos del Ministerio de Salud y del Ministerio de Medio Ambiente, "porque en el fondo lo que hay es un muro", dijo.

Lo cierto es que mientras Secultura guarda silencio al respecto, la municipalidad ha destruido decenas de lápidas de un alto valor, no solo económico, sino también histórico.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación