Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

En Cerro Las Pavas

Cojutepeque se prepara para celebrar la aparición de la Virgen de Fátima

Para el 13 de mayo los organizadores han programado una peregrinación con la imagen de la Virgen, la cual partirá a las 6:00 pm desde la iglesia San José y llegará a la cúspide del cerro, donde tendrá lugar una misa. Posteriormente se hará una vigil

Católicos de todo el país y extranjeros participan de la celebración en honor de la Virgen de Fátima en el Cerro Las Pavas, Cojutepeque, Cuscatlán. Foto/ Archivo

Católicos de todo el país y extranjeros participan de la celebración en honor de la Virgen de Fátima en el Cerro Las Pavas, Cojutepeque, Cuscatlán. Foto/ Archivo

Católicos de todo el país y extranjeros participan de la celebración en honor de la Virgen de Fátima en el Cerro Las Pavas, Cojutepeque, Cuscatlán. Foto/ Archivo

El Cerro de Las Pavas localizado en pleno corazón de la ciudad de Cojutepeque en el departamento de Cuscatlán, es el pequeño santuario, construido al final de una senda, donde se venera a la Virgen de Fátima.

La imagen que fue traída de Portugal y colocada en el lugar la tarde del 25 de noviembre de 1949 está en ese lugar.

En un inicio, la imagen de la Señora, como también le han llamado algunos, estaba en una pequeña gruta, en lo más alto del Cerro de Las Pavas, pero debido a los terremotos de 2001, y tras resultar seriamente dañada, fue necesario que le edificaran un altar donde colocarla nuevamente.

Fue en 2003 que la otra imagen, procedente de España, fue puesta en el sitio, y es a la cual hoy en día veneran miles de feligreses católicos que realizan el recorrido hasta la cúspide de la montaña.

Sobre la llegada de la imagen, los lugareños cuentan que en la década de los 40, ésta fue rifada a nivel centroamericano, resultando ganador El Salvador; y luego el sorteo se hizo a nivel departamental, siendo Cojutepeque, en Cuscatlán el afortunado.

Es así, como desde hace desde hace 62 años los católicos de Cojutepeque celebran con devoción mariana cada 13 de mayo, el Día de la Virgen de Fátima.

Hasta la gruta llegan peregrinaciones procedentes de la parroquia San José, de distintos sitios del país y del extranjero.

Tanta es la fe en la Virgen, que cada año llegan más feligreses hasta su gruta, incluso, los creyentes viajan de otros continentes para participar de los actos de conmemoración.

Cuando están frente a ella aprovechan para pedirle favores y agradecerle por los milagros concedidos; y los alrededores del santuario están repletos de placas, que dan fe de los milagros recibidos mediante su intercesión.

Detalles del acto religioso

Las celebraciones por el aniversario de la primera aparición de la Virgen de Fátima inician los primeros días del mes de mayo, y se prolongan hasta el 13 del mismo mes alrededor del mundo. Durante estos días, en Cojutepeque los fieles le cantan las mañanitas, a las 6:00 a.m., y por la tarde, a las 5:00 p.m., asisten a misa.

Para el lunes 13 los organizadores han programado una peregrinación con la imagen de la Virgen de Fátima, la cual partirá a las 6:00 de la tarde desde la iglesia San José y llegará a la cúspide del cerro, donde tendrá lugar una misa. Posteriormente se hará una vigilia.

"El 13 de mayo, la Virgen María bajó de los cielos a Cova de Iría, del cielo ha bajado la madre de Dios, el santo rosario a rezar nos mandó", esa una estrofa del canto dedicado a la virgen durante la peregrinación.

El párroco Ernesto Bernabé Juárez dijo que a la conmemoración acudirán delegaciones de Guatemala, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Estados Unidos y Canadá, las que se sumarán a los salvadoreños.

En total, esperan un aproximado de cinco mil fieles, quienes recordarán la tradición católica que dice que la Virgen de Fátima bajó de los cielos en Cova de Iría, Portugal, ante tres pastores; los hermanos Lucía, Jacinta y Francisco, a quienes siguió apareciéndose el día trece de cada mes.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación