Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Cementerios de la capital dan 7 años para sacar restos

La medida es aplicada en los camposantos para tener espacio y recibir nuevos entierros. Para evitar eso se puede renovar pagando tarifa

Exhumación de cadáveres cementerio municipal La Bermeja.

En el cementerio La Bermeja se da un plazo de siete años para sacar los restos. | Foto por Leonardo Gonzáles

San Salvador, Viernes 12 de febrero de 2016

Ante las quejas de familias que encontraron las tumbas de sus seres queridos removidas en el cementerio La Bermeja, los encargados del camposanto explicaron que los restos solo son dejados en esos nichos por siete años.

Posteriormente a esa fecha, la ley los faculta para poder excavar las tumbas y remover dichos restos para dar lugar a nuevas sepulturas.

Julio Reyes, encargado de las oficinas del cementerio La Bermeja, explicó que cuando se realiza un entierro en ese lugar, se le extiende un recibo a los parientes en donde se les cobra el derecho a realizarlo.

Añadió que se les advierte que después de los siete años tienen que pagar, anualmente, una “refrenda de puesto”. Esto es para que los restos no se levanten.

Reyes explicó que en el parque Jardín Maquilishuat, aledaño a la Bermeja, se cobra 37 dólares por refrenda anual.
Indicó que los puestos de dicho parque tiene un valor de 625 dólares con 75 centavos.  Esta cifra se divide en 415 por derecho de construcción de nicho, por derecho a enterrar son 109 dólares con 75 centavos; y 58 dólares con 50 centavos más para seguridad, limpieza y ornato por 7 años.

En la Bermeja se cobra anualmente 18 dólares con 25 centavos de refrenda. Reyes dijo que esta tarifa está plasmada en la Ley Tributaria Municipal de Cementerios.

En el cementerio La Bermeja se remueven restos de unas 200 tumbas cada año.

Sin embargo, Reyes explicó que cuando se cumplen los siete años se envía un listado al Diario Oficial para poder informar a los contribuyentes y remover los restos.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación