Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Bolardos continúan sin reparación en bulevar Las Palmeras en Sonsonate

Se instalaron hace tres años durante la pavimentación de una importante avenida

Son aproximadamente 13 bolardos los que presentan diferentes tipos de daños.

Son aproximadamente 13 bolardos los que presentan diferentes tipos de daños.

Son aproximadamente 13 bolardos los que presentan diferentes tipos de daños.

SONSONATE. Automovilistas que transitan en el bulevar Las Palmeras, en la avenida Pedro Oidor Ramírez de Quiñónez, en Sonsonate, denunciaron que algunos de los bolardos ya están dañados, caídos o movidos varios metros de su sitio original, producto de algún accidente de tránsito.

Por ello demandan al Fondo de Conservación Vial (Fovial) que los sustituya, porque los que se encuentran derribados representan peligro para los mismos conductores que en las noches no los logran visualizar. Temen que alguien que no sea de la zona se estrelle en una de estas estructuras.

"Fueron instalados, aparentemente, para que en caso de algún accidente, algún vehículo pueda detenerse; pero ahora que ya están dañados, ya nadie se responsabiliza para mantenerlos en buenas condiciones", lamentó Alejandro Gutiérrez, conductor de uno de los 25 mil vehículos que transitan a diario por dicha avenida.

Las estructuras también buscan proteger a los peatones y ciclistas de los conductores imprudentes.

A finales del año pasado, la institución informó a este rotativo, a través de un correo electrónico, que su reparación está contemplada dentro del programa de mantenimiento rutinario de 2015.

Sin embargo, ya han transcurrido dos meses de este año y aún no son atendidos, lamentaron algunos sonsonatecos consultados.

Esto a pesar de que es una cantidad mínima de bolardos los que se encuentran en malas condiciones.

Son al menos 13 de un total de 94 los que necesitan alguna intervención.

Los mismos fueron instalados en esta importante avenida durante el año 2012 a través de una inversión de $40 mil.

Se colocaron luego que Fovial pavimentara 4.9 kilómetros entre octubre de 2011 y marzo de 2012. La inversión en esas obras ascendió a $1.8 millones.

"Aceptamos que los bolardos cumplen una función muy importante en esta carretera. Por eso mismo, se deben de mantener en buenas condiciones", reconoció María Morán, habitante.

Sin embargo, algunos automovilistas los consideran una mala inversión bajo el argumento que reducen el espacio de la calle donde pueden circular.

"Si alguien quiere hacerse a un lado con el carro, el espacio que hay es reducido. Para mí, esa fue una inversión innecesaria", consideró Ricardo Linares, sonsonateco.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación