Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Bajan a alerta verde por lluvias en el país

Más de 165 viviendas y 68 centros escolares resultados afectados por las lluvias.

El MARN informó que esperan más lluvias dispersas, pero intensas en los próximos días

El MARN informó que esperan más lluvias dispersas, pero intensas en los próximos días | Foto por EDH

El MARN informó que esperan más lluvias dispersas, pero intensas en los próximos días

Protección Civil decidió bajar el nivel de alerta por las lluvias de amarilla a verde en el país. Aunque la situación de temporal ha disminuido gradualmente, continuarán las precipitaciones para los próximos días, por lo que es necesario mantener un nivel de prevención entre la población, declaró el director de Protección Civil, Jorge Meléndez.
 
Las lluvias de los últimos días dejaron impactos considerables en el territorio salvadoreño. El informe de Protección Civil destacó la muerte de cuatro personas y una más lesionada . 

Además, contabilizaron al menos 244 personas evacuadas y 170 que tuvieron que  autoevacuarse de forma preventiva. 

Pese a la cantidad de personas afectadas, la mayoría no se movilizó a albergues formales, sino que buscaron refugio en casas de vecinos o familiares e incluso se quedaron en sus mismas viviendas aunque estuvieran inundadas. 

Hubo más de 165 casas que sufrieron algún tipo de daño, entre ellas 129 fueron anegadas y siete destruidas por completo. 

La infraestructura escolar no estuvo exenta de impacto.

El viceministro de Educación, Francisco Castaneda, informó que identificaron a 68 centros escolares con daños leves. 

Sin embargo, aseguró que los daños no impedirían la reanudación de clases programada para este día. Castaneda se comprometió a gestionar con el Ministerio de Hacienda para responder lo más pronto posible a los daños, que en la mayoría de los casos ocurrieron en parte de los techos, tapiales e incluso letrinas. 

El departamento de La Unión registró 61 centros escolares afectados, principalmente de la zona cercana al río Goascorán que se desbordó. La Paz tuvo 10 centros con daños y Ahuachapán siete. Santa Ana, La Libertad, Sonsonate y Cuscatlán también reportaron daños.

Hasta ayer, Protección Civil mantenía siete albergues. Dos estaban en Sonsonate, en el Centro Escolar del caserío colonia Nueva Santa Marta, de San Julián, y en Acajutla. 

La directora del Observatorio Ambiental, Celina Kattan, dijo que monitoreaban dos sistemas de baja presión que seguían cerca de la región, sobre todo porque uno se convirtió en la Depresión Tropical 20 E.  

No obstante, Kattan señaló que ya no tendría influencia directa en el país, pero daba paso al cruce de una vaguada, que trae lluvias intensas con actividad eléctrica. 

Kattan añadió que el fin de la época lluviosa se espera para finales de octubre e inicios de noviembre. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación