Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Hermanas Abigail y Judith Cruz

Arte por las venas

Para las hermanitas Cruz, la  niñez es fundamental en el mundo. “Si las niñas no existieran en el mundo, siento que no existiría la alegría, porque a veces los adultos no son tan alegres”, comenta Abigail 

Hermanas con la música en las venas

Hijas de un profesor de música, las hermanas Judith y Abigail Cruz han heredado la habilidad por tocar diversos instrumentos musicales.

Abigail y Judith Cruz son hermanas, por sus venas corre el arte de la música. 


Abigail tiene 11 años y es amante de la guitarra, aprendió a tocarla gracias a su padre, a quien recuerda haberlo visto tocando desde que estaba pequeña. Lo más difícil en el proceso de aprendizaje fue la posición de los dedos, porque algunos términos necesitaban más desplazamientos que otros. 

Conoce la historia de María Alejandra Castillo: Teatro y ciencia sus pasiones

Pero esta perseverancia fue el motor para que   luego Judith, de 9 años, aprendiera piano  y quena (instrumento de caña o madera con un total de siete agujeros). Y hasta el momento logra interpretar canciones como El Torito Pinto en ambos instrumentos. 


“Yo siento alegría cuando toco el piano. Siento que estoy en una partitura musical”, detalló Judith. Además, la pequeña mencionó que la música es un arte que  le sirve a los niños para que aprovechen el tiempo. 


Para las hermanitas Cruz, la  niñez es fundamental en el mundo. “Si las niñas no existieran en el mundo, siento que no existiría la alegría, porque a veces los adultos no son tan alegres”, dijo Abigail.

Más historias acá


También mencionó que los niños son importantes porque son el comienzo de la vida. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación